#LoÚltimo
"No puede haber desarrollo sin paz y no hay paz sin desarrollo": Canciller Arreaza en la Mnoal | Imagen: Cuatro kilos de perrarina sobrepasan los 4 millones de bolívares | ¿Envió a sus hijos de viaje a España? Henri Falcón habló sobre fotos polémicas | CNE difundió lista de partidos que presentaron sus autorizados para contratar propaganda electoral | “Cuba no está sola. Los pueblos del mundo rechazan intervencionismo de EEUU”: Evo Morales | Fotos: Este es el espeluznante precio de medio kilo de café (+Tuits) | Hospital materno-infantil de Guacara recibe dotación de equipos médicos | ¿Caníbales salvajes? Sale a la luz la verdad sobre aborígenes caribes | "Se debe frenar al Presidente y a sus mafias": Buen Abad sobre corrupción y crimen en México | "Yo no pierdo el tiempo con la oposición ni creo en la MUD": Candidato presidencial en entrevista | "Una herida no fácil de aceptar": Realizan el primer trasplante mundial de pene y escroto en EEUU | Decretan calamidad pública en el Catatumbo: Ya van más de 7000 mil desplazados | Foto: Hombre bachaqueaba medicinas vencidas para enfermedades crónicas en Táchira | "No tiene nada que opinar sobre nuestra tierra soberana": Maduro le dio su parao a Santos | Fotos: Mujer se cansó de sus implantes mamarios y se los sacó ella misma con un bisturí | Ojo pelao: Santos confirma que está haciendo "todo lo posible para una transición en Venezuela" | “Les tiendo mis manos para construir este camino”: Presidente Maduro a Venezuela | El nuevo anuncio de Whatsapp sobre las notificaciones (+Función) | Novia mexicana llegó de una impactante manera a su boda y el video se hizo viral | Tego Calderón chocó su BMW contra una valla en la autopista: Este es su estado de salud | Maldad: Asesinaron a un policía en plena fiesta de 15 años de su hija (+México) | Avril Lavigne reapareció con nueva apariencia y todo el mundo se sorprendió |
Acá le presentamos tres verdades sobre los conflictos fronterizos (+Luis Britto García)
miércoles, 7 de octubre 2015
La Iguana Facebook
La Iguana Google Plus

FRONTERA-NOCHE.jpg

La guerra de las mitades


Iba a pasar desde el momento en que tenemos dos mitades del cerebro, una lógica, secuencial, temporal, la otra intuitiva, totalizante, espacial. En cada ser hay una inacabable guerra que nace con la conciencia y que no extingue ni siquiera la muerte. En cada ser una tiranía del hemisferio dominante que mantiene bajo su dictadura a un hemisferio sojuzgado, oprimido, silenciado. Nada es la lucha de clases al lado de la polémica de los lados del cerebro, cada uno mirando hacia una perspectiva distinta mediante el ojo del lado opuesto del cuerpo. Al fin se declara la contienda, que experimentamos como jaquecas interminables. La peor guerra es la civil. Alternativamente toma el poder una de las mitades, para ser posteriormente derrocada por otra, de allí que una mañana amanecemos cerebrales y la siguiente poéticos, por minutos somos intuitivos e inmediatamente deductivos, de ello dependen transitorias alianzas que se conciertan y extinguen a la velocidad de la idea. Al fin en cada uno de nosotros un hemisferio destruye al otro, seres hemipléjicos nos arrastramos odiándonos según que el lado izquierdo del cuerpo arrastre al derecho o viceversa, conspirando como unirnos en bandas, cofradías, países, confederaciones diestras o siniestras. Al fin tenemos un planeta dividido en dos hemisferios, uno lógico y otro intuitivo, que rota de la noche al día, de los vendavales de la pasión a la abstracción cristalizada, cada uno acechando, odiando, planificando destruir al otro. El sentimiento y la razón batallan con proyectiles de lógica y bombardeos emocionales, contaminándose con virus silogísticos y nanomaquinarias pasionales, intimándose la rendición en lenguajes que la parte opuesta nunca comprende, sin alivio, dos mundos ininteligibles intentando la destrucción del otro que es la propia.

 

La batalla de la izquierda y la derecha


Qué destino nos condena a tener una mitad torpe y otra casi diestra. La misma separación de las palabras condena. Nuestra izquierda es siniestra, nuestra derecha recta, tiene siempre el derecho. y además, en francés, le droit, y en inglés, lo correcto,right. Pertenece a la diestra toda destreza; quien resalta en un arte o un oficio es un diestro. En vano la izquierda toma el poder: al juramentarse, le piden que lo haga levantando la derecha. Ni la escritura, ni las herramientas, ni los mandos del carro, ni la mayoría de los instrumentos musicales están adaptados para la minoría de los zurdos. Hay sin embargo el misterio de que no somos zurdos cuando con la izquierda golpeamos el teclado del piano o la computadora. Quién sabe si nacemos con una orientación dextrógira o sinistrógira, o si el prejuicio social nos conmina a condenar la mitad de nuestro ser. Genios hubo ambidiestros, como Leonardo da Vinci, que con igual destreza manejaba todos sus extremos y sus extremidades.

 

Las conciencias bilingües


Conciencias bilingües, llamó Mario Briceño Iragorry a las que teniendo una nacionalidad pensaban con los conceptos y los intereses de otra. Irrelevante es su caso comparado con el de quienes manejan dos o más idiomas. Decía Wittgenstein que los límites del lenguaje son los de nuestro universo. Aprender otro idioma es entonces adentrarse en un mundo engañosamente parecido al nuestro. Alguna vez he señalado que en castellano casi todas las cosas tienen sexo, como la cucharilla y elcuchillo. En inglés y alemán prácticamente todo es neutro, salvo lo que en verdad tiene sexo; pero los germanos no tienen una Madre Patria, sino un Vaterland. En castellano el verbo está casi al comienzo de la oración: en el principio es el Verbo, mientras que en teutón está al final de ella: la acción sólo se decide reflexivamente después de expuestos sujetos y predicados. No sé si los políglotas hablan en una lengua y sueñan en otra; si aman en un lenguaje y odian en otro distinto. Los traductores simultáneos tienen una tasa superior al promedio de dolencias mentales: conciliar universos contradictorios puede ser puerta de la locura, el otro nombre de la omnisciencia.

 

(luisbrittogarcia.blogspot.com/Por: Luis Britto García)