#LoÚltimo
Morgan Freeman con casi 80 años responde a denuncias por acoso sexual | Mosca: Uribe prepararía acciones de provocación en la frontera tras elecciones en Colombia (+Maduro) | Video fuerte: Bolsas, bolsas y más bolsas dentro del estómago de este tiburón | La reacción en las redes ante el anuncio de liberación de políticos presos | Pérez Pirela: "Es un engaño creer que los no-votos sean para la oposición" | Entérese desde cuándo Maduro iniciará su segundo mandato | "Sanciones de EEUU serán anuladas y derrotadas más temprano que tarde”: Presidente Maduro | “El que se robe una caja de Clap de nuestro pueblo es un criminal": Maduro desde la ANC | Aprobados recursos para rehabilitación del Palacio Federal Legislativo (+Maduro) | En Petare enfrentamiento entre GNB y Dgcim dejó un funcionario muerto y dos heridos | España: Voluntario de ONG cambiaba comida por encuentros sexuales | Sepa quién gestionó activamente liberación de chivos de Banesco | Maduro: Gobierno nacional se reunirá con empresarios europeos y de Asia, China, Rusia y Bielorusia | Maduro juramentado en la ANC: Hace falta una gran rectificación profunda | Fotos: Ofrecen $40 mil de recompensa por un hombre que usó un mortero tipo guarimba (+Argentina) | Video: Evo Morales da la bienvenida a los XI Juegos Suramericanos Cochabamba 2018 | Video: Donald Trump cancela su reunión con Kim Jong-un en Singapur | Maduro presenta credencial como presidente constitucional reelecto en Palacio Federal Legislativo | Fútbol gratis: Estos son los 3 canales abiertos en Venezuela que transmitirán el Mundial Rusia 2018 | Aerolínea española Plus Ultra inauguró ruta de vuelos entre Caracas y Madrid | Presidente de la República Popular de China, Xi Jinping, felicita al Presidente Nicolás Maduro | Saab: “Tienen el derecho de denunciar a quienes hayan visto escanear el carnet de la patria” |
VIDEO CANDELA: LOS PROPÓSITOS Y DELIRIOS DE AÑO NUEVO QUE MUCHOS SUEÑAN (+GALEANO)
lunes, 5 de enero 2015
La Iguana Facebook
La Iguana Google Plus

En 1948 y en 1976, las Naciones Unidas proclamaron extensas listas de derechos humanos; pero la inmensa mayoría de la humanidad no tiene más que el derecho de ver, oír y callar.

¿Qué tal si empezamos a ejercer el jamás proclamado derecho de soñar? ¿Qué tal si deliramos, por un ratito? Vamos a clavar los ojos más allá de la infamia, para adivinar otro mundo posible: el aire estará limpio de todo veneno que no venga de los miedos humanos y de las humanas pasiones; en las calles, los automóviles serán aplastados por los perros; la gente no será manejada por el automóvil, ni será programada por la computadora, ni será comprada por el supermercado, ni será mirada por el televisor; el televisor dejará de ser el miembro más importante de la familia, y será tratado como la plancha o el lavarropas; la gente trabajará para vivir, en lugar de vivir para trabajar; se incorporará a los códigos penales el delito de estupidez, que cometen quienes viven por tener o por ganar, en vez de vivir por vivir nomás, como canta el pájaro sin saber que canta y como juega el niño sin saber que juega; en ningún país irán presos los muchachos que se niegan a cumplir el servicio militar, sino los que quieran cumplirlo; los economistas no llamarán nivel de vida al nivel de consumo, ni llamarán calidad de vida a la cantidad de cosas; los cocineros no creerán que a las langostas les encanta que las hiervan vivas; los historiadores no creerán que a los países les encanta ser invadidos; los políticos no creerán que a los pobres les encanta comer promesas; la solemnidad se dejará de creer que es una virtud, y nadie tomará en serio a nadie que no sea capaz de tomarse el pelo; la muerte y el dinero perderán sus mágicos poderes, y ni por defunción ni por fortuna se convertirá el canalla en virtuoso caballero; nadie será considerado héroe ni tonto por hacer lo que cree justo en lugar de hacer lo que más le conviene; el mundo ya no estará en guerra contra los pobres, sino contra la pobreza, y la industria militar no tendrá más remedio que declararse en quiebra; la comida no será una mercancía, ni la comunicación un negocio, porque la comida y la comunicación son derechos humanos; nadie morirá de hambre, porque nadie morirá de indigestión; los niños de la calle no serán tratados como si fueran basura, porque no habrá niños de la calle; los niños ricos no serán tratados como si fueran dinero, porque no habrá niños ricos; la educación no será el privilegio de quienes puedan pagarla; la policía no será la maldición de quienes no puedan comprarla; la justicia y la libertad, hermanas siamesas condenadas a vivir separadas, volverán a juntarse, bien pegaditas, espalda contra espalda; una mujer, negra, será presidenta de Brasil y otra mujer, negra, será presidenta de los Estados Unidos de América; una mujer india gobernará Guatemala y otra, Perú; en Argentina, las locas de Plaza de Mayo serán un ejemplo de salud mental, porque ellas se negaron a olvidar en los tiempos de la amnesia obligatoria; la Santa Madre Iglesia corregirá las erratas de las tablas de Moisés, y el sexto mandamiento ordenará festejar el cuerpo; la Iglesia también dictará otro mandamiento, que se le había olvidado a Dios: "Amarás a la naturaleza, de la que formas parte"; serán reforestados los desiertos del mundo y los desiertos del alma; los desesperados serán esperados y los perdidos serán encontrados, porque ellos son los que se desesperaron de tanto esperar y los que se perdieron de tanto buscar; seremos compatriotas y contemporáneos de todos los que tengan voluntad de justicia y voluntad de belleza, hayan nacido donde hayan nacido y hayan vivido cuanto hayan vivido, sin que importen ni un poquito las fronteras del mapa o del tiempo; la perfección seguirá siendo el aburrido privilegio de los dioses; pero en este mundo chambón y jodido, cada noche será vivida como si fuera la última y cada día como si fuera el primero.

 

(Eduardo Galeano)

 

GALEANO-C.jpg