#LoÚltimo
Fotos: Así quedó la cara de una fanática golpeada por una "salchicha voladora" en el estadio | Tras autopsias: Esto pide Ecuador a Colombia por caso de periodistas asesinados (+Cancillería) | Plan de recuperación económica cuenta con apoyo de países aliados y emergentes: El Aissami | Este es el bono que recibirán los trabajadores de la Alcaldía de Iribarren (+Aragua) | Irreconocible: Así se ve Johnny Depp después de su divorcio, problemas de plata y la depresión | Fotos: 400 gramos de café de cosecha nacional cuesta 10 millones de Bs. Véalo | Videos: Acá todos los goles del partido entre Alemania y Suecia (+Rusia 2018) | Perú: Fiscalía reabrió investigación a Kuczynski por contratos chimbos en su gestión como ministro | Nueva plataforma: Banco de Venezuela cambiará su servicio electrónico en julio (+Detalles) | Mundial Rusia 2018: Tres de los cuatro equipos del Grupo F podrían pasar a octavos de final (+Tabla) | Llevaba 31 mil dólares: GNB agarró a este hombre en Zulia | White Sox activaron a Avisaíl García | ¿Ha visto cuadrillas de personas recuperando espacios públicos en Caracas? Este es el plan (+Videos) | De alto impacto: Este el nuevo precio del jabón Las Llaves en polvo y panela (+Imagenes) | Humor: Acá los mejores memes del partido México vs Corea del Sur (+Imágenes) | Videos: Lukaku y Hazard golean a Túnez y clasifican a Bélgica | Pasó en Santa Mónica: Choros la apuñalaron en el corazón para robarle el celular (+Foto) | Esto reflejó la autopsia del chef Anthony Bourdain sobre drogas y alcohol en su cuerpo (+Suicidio) | Aprobada extradición a EEUU de Rafael Reiter, exjefe de seguridad de Rafael Ramírez (+España) | "Informe de Comisión de DDHH de la ONU carece de objetividad": Experto independiente Alfred Zayas | Entre 1 millón 600 mil y 2 millones 500 mil bolívares la Colgate y sus imitaciones (+Imagen) | Denuncia: Más de un año lleva paralizada esta planta procesadora de maíz en Yaracuy (+Video) |
José Vicente Rangel sobre la oposición y el diálogo: no hay verdadera voluntad o no saben manejarlo
domingo, 20 de noviembre 2016
La Iguana Facebook
La Iguana Google Plus

cuadro-dia.jpg

El periodista José Vicente Rangel ofreció su parecer con respecto al proceso del diálogo que se adelanta recientemente en el país durante el inicio de su programa dominical "José Vicente Hoy":

 

"Respecto al diálogo el dilema es sencillo: o no existe verdadera voluntad para dialogar o no sabemos manejar la opción. Es la conclusión a la que he llegado luego de observar con atención lo que viene ocurriendo a partir de la instalación de la mesa en el Museo Alejandro Otero con la presencia del presidente Maduro, el representante del Papa Francisco, la Unasur, los facilitadores Rodríguez Zapatero, Fernández, Torrijos y la representación del chavismo y la oposición.

 

Ante todo, ha sido evidente la reticencia de la oposición para participar, lo cual ha marcado el proceso desde su inicio. Y luego, se ha tornado incómodo el desarrollo de la actividad ya que afloran mas las diferencias, acogidas con avidez y júbilo por ciertos medios de comunicación, que el trabajo que se realiza en el seno de las comisiones. Por eso que la versión en la calle es que la mesa esta prácticamente paralizada. Lo cual no es cierto, pero esta versión influye en los impacientes y sirve de argumento a los que están contra el diálogo en el sentido de que lo se hace es una perdedera de tiempo. 

 

Simultáneamente avanza en la opinión pública una sensación de impaciencia provocada por los gestos y declaraciones de algunos participantes en el diálogo. Muchas de esas declaraciones tienen un carácter tremendista. Particularmente las de voceros de la oposición, que utilizan el mecanismo para amenazar con abandonar la mesa de diálogo, fijando arbitrarios plazos para hacer anuncios sobre determinados temas de complejo manejo.

 

Es absurdo, por ejemplo, que en una situación como la que vive Venezuela, se puedan resolver temas delicados en el termino de una o dos semanas, cuando son asuntos que se generaron en el marco de una aguda polarización. Esta actitud en nada contribuye a facilitar alternativas; por el contrario, las entorpece. De igual modo los excesos en el lenguaje, la descalificación absoluta de personas y organizaciones con las que se conversa. Es de elemental comprensión que el empleo de la palabra debe ser cauteloso y discreto cuando existe voluntad de arribar a acuerdos, que es lo que está planteado actualmente. De lo contrario carece de sentido invocar el diálogo, cuya realización práctica exige respeto a normas elementales de convivencia. Si queremos salvar el diálogo y con ello el destino del país, hay que ubicarse con seriedad en el contexto de lo que éste representa y significa".

 

(Laiguana.TV)