Paul Vernon, fundador y presidente ejecutivo de Cryptsy, una firma de intercambio de criptomonedas con sede en la floridana Delray Beach (EEUU), fue acusado en una corte federal de Miami de defraudar a los clientes de la empresa, destruir pruebas y evadir impuestos, informaron este miércoles las autoridades federales. 

Vernon, que desde 2015 se mudó a China, afronta 17 cargos por «su participación en un sofisticado esquema de robo que involucra su intercambio de criptomonedas», informó la Fiscalía del Distrito Sur de Florida, que señala que los cargos incluyen, entre otros, evasión fiscal, fraude electrónico y fraude informático, lavado de dinero y destrucción de pruebas en una investigación federal. 

Según la fiscalía federal, entre mayo de 2013 y mayo de 2015, Vernon se valió del control que ejercía sobre las cuentas de criptomonedas en el sitio web de Cryptsy, conocidas como billeteras, para robar más de un millón de dólares de las billeteras de sus clientes. 

«Una vez que Vernon robó los fondos de sus clientes de las billeteras de Cryptsy, depositó los fondos en una billetera de criptomonedas personal y luego transfirió los mismos fondos a su cuenta bancaria personal», agregó la fiscalía. 

Asimismo, el 29 de julio de 2014, Vernon dio cuenta a sus empleados de que Cryptsy había sido víctima de un ataque informático «y que el hacker había robado más de cinco millones de dólares en bitcoins y otras criptomonedas». 

Durante los seis meses posteriores a esta revelación, la firma siguió operando y hasta procesando solicitudes de nuevos clientes, sin revelar que la seguridad del sitio web se había visto comprometida, de acuerdo a la fiscalía federal. 

Poco después de que en noviembre de 2015 Vernon se mudara «de forma abrupta» a China, recién informó a los clientes del ataque informático del año anterior y de la consecuente pérdida de bitcoins y otras criptomonedas. 

Unos meses después, en abril de 2016, el presidente ejecutivo de la compañía fue notificado de que Cryptsy estaba en suspensión de pagos. Tras ello, pirateó los servidores de Cryptsy desde una ubicación remota, robó la base de datos que contenía los fondos de los clientes y la destruyó «para ocultar su actividad ilícita», informó la fiscalía. 

La acusación señala que además en los años 2014 y 2015 Vernon trató de evadir sus obligaciones con la Dirección de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) al presentar declaraciones de impuestos fraudulentas. 

(EFE) 

Comentarios Facebook