Venezuela, Nicaragua y Cuba resultarán impactadas con las sanciones impuestas contra Rusia, aseguró el director del Consejo de Seguridad Nacional para el Hemisferio Occidental, Juan González.

Explicó durante una entrevista que estas medidas establecidas al país euroasiático son tan fuertes que “tendrán impacto sobre aquellos países que tienen afiliaciones económicas con Rusia, y eso es por diseño”. Reiteró que Venezuela, Nicaragua y Cuba pronto empezarán a sentir esta presión.

Sin embargo, sostuvo que desde Washington “queremos son salidas negociadas a la crisis en Venezuela, con una restauración del orden democrático en Nicaragua y queremos que sean los cubanos quienes determinen su futuro, y no una dictadura”.

El representante del gobierno de Joe Biden acotó que las sanciones norteamericanas que se aplicaron a las 13 instituciones más importantes de Rusia van a afectar a todo gobierno o empresa que mantenga comercio con estos organismos.

Por otro lado, las administraciones latinoamericanas señaladas por González como próximas en verse perjudicadas han insistido, en numerosas oportunidades, que las sanciones puestas en marcha por Estados Unidos a terceros constituyen una injerencia causantes de un gran daño a toda la población.

¿Economía latinoamericana podría resultar impactada?

De acuerdo con especialistas que fueron consultados por VOA tras la operación especial que lleva a cabo Rusia en Ucrania, la economía de la región latinoamericana podría resultar impactada, fundamentalmente si se llega a limitar la importación del crudo ruso, que ocupa el segundo puesto como exportador en el mundo, tras Arabia Saudita.

Por su parte, el experto investigador de Estudios Latinoamericanos en la Escuela de Guerra Evan Ellis señaló al medio, que Rusia aumentó sus relaciones comerciales con ciertos países del continente, las cuales van orientadas dentro de su estrategia geopolítica.

“Las industrias clave de Rusia, como la industria militar, nuclear o petrolera, ofrecen algún tipo de valor a la región”, afirmó.

Consideró que ante una eventual restricción del petróleo ruso a nivel global ciertas industrias y la población sentirán el impacto de manera rápida.

La Cancillería rusa aseguró en Twitter, que las sanciones de Norteamérica y la Unión Europea contra el mandatario Vladimir Putin y el ministro de Relaciones Exteriores Serguéi Lavrov comprueban “la impotencia occidental”.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook