La Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), de Guatemala, confirmó que el volcán de Fuego, situado entre los departamentos de Sacatepéquez, Escuintla y Chimaltenango, al centro-sur del país, incrementó su actividad, el cual formó un flujo de lava con dirección a las barraca Ceniza y Santa Teresa.

Por aparte, el Instituto de Sismología, Vulcanología, Metereología e Hidrología (Insivumeh) emitió también un comunicado en el cual hizo notar que se observa una actividad estromboliana en el cráter del volcán, en donde avanzan dos flujos de lava de 400 y 200 metros de longitud.

De acuerdo a la nota del Insivumeh, esta erupción puede generar nuevos flujos de lava hacia más barracas, así como producir explosiones violentas cargadas de ceniza la cual genere flujos piroclásticos hacia cualquiera de las barracas del volcán.

Según el reporte del Insivumeh, se han notado registros sísmicos y acústicos en aumento, con características moderadas a fuertes y los sonidos similares a locomotora de tren de forma constante y similares a una turbina de avión de forma moderada.

Entretanto, la Conred, ante esta alerta, recomienda a las comunidades aledañas, atender a las indicaciones de la Defensa Civil, mantener precauciones en el tráfico aéreo, y tomar en consideración cualquier cambio en dirección del viento a sus diferentes alturas.

El volcán de Fuego es uno de los tres activos en Guatemala, y en junio de 2018 registró una violenta erupción que dejó unos 300 muertos, miles de damnificados y aldeas azotadas por la ceniza y la lava.

(teleSUR)

Comentarios Facebook