Las autoridades de Palestina declararon este jueves que los resultados de su investigación acerca del asesinato de la periodista del canal catarí Al Jazeera, Shireen Abu Akleh, apuntan a que fue perpetrado por las fuerzas de Israel.

«Estaba claro que un [miembro] de las fuerzas de ocupación [israelíes] … había disparado una bala que alcanzó a la periodista Shireen Abu Akleh directamente en la cabeza», afirmó el fiscal general palestino, Akram al Khatib, durante una rueda de prensa en la ciudad de Ramala (Cisjordania). «La única fuente de disparos fue la de las fuerzas de ocupación con el objetivo de matar», subrayó el funcionario, citado por Al Jazeera.

Al Khatib acentuó que la periodista, abatida el 11 de mayo mientras cubría una redada del país hebreo en un campo de refugiados en la ciudad de Yenín, llevaba un casco y un chaleco con el distintivo de ‘prensa’. Asimismo, puntualizó que la pesquisa se basó en los testimonios de testigos, una inspección del lugar de los hechos, así como un reporte forense al respecto.

Según el fiscal general, en el momento del tiroteo no había palestinos armados en la zona, lo que contradice la versión de los funcionarios israelíes que sostienen que la mujer fue asesinada por combatientes palestinos. Además, la autopsia y el examen forense del cadáver de Abu Akleh señalaron que la bala le alcanzó por detrás, lo que indica que ella estaba intentando huir de la escena, mientras las fuerzas de Israel disparaban contra el grupo de periodistas, expuso el funcionario.

Más adelante, sostuvo que otro periodista Ali al Samoudi también resultó herido en la parte de atrás de su cuerpo. «Ali al Samoudi fue alcanzado por una bala en la espalda, y las fuerzas de ocupación israelíes continuaron atacando a los periodistas, que intentaron escapar y marcharse», relató.

Antecedentes de la investigación

La semana pasada salió a la luz un video que muestra el momento antes de que la reportera fuera alcanzada por la bala. En las imágenes, verificadas por Al Jazeera, se puede ver a un grupo de periodistas, entre ellos Abu Akleh con chalecos antibalas azules para la prensa, y otras personas desarmadas cuando las Fuerzas de Defensa de Israel empiezan a disparar. El video respalda los informes de los testigos de que no hubo enfrentamientos entre los militares israelíes y los combatientes palestinos en el momento del tiroteo, como ha sugerido la parte hebrea.

Palestina e Israel no lanzaron una investigación conjunta para esclarecer los pormenores de lo sucedido. Se reportó que el Ejército israelí habría dado con el rifle con el que se disparó a la mujer, pero no estaba seguro, dado que las autoridades palestinas no entregaron la bala por falta de confianza. Los medios hebreos informaron que el Ejército no tiene planes de investigar la muerte de la periodista por posible oposición dentro de la sociedad.

El asesinato de Abu Akleh provocó una ola de indignación a nivel global. Así, los expertos de la ONU estimaron que lo ocurrido «podría constituir un crimen de guerra». Por su parte, Al Jazeera culpó a Israel de haber perpetrado deliberadamente el crimen a sangre fría.

El funeral de la periodista tampoco estuvo exento de violencia. Las fuerzas de Israel atacaron a la multitud en la Ciudad Vieja del Jerusalén Oriental que llevaba el ataúd con el cuerpo de Abu Akleh.

Mientras, las autoridades de Palestina ya entregaron el expediente con materiales del asesinato a la Corte Penal Internacional en La Haya (Países Bajos).

(RT)

Comentarios Facebook