Este jueves 9 de junio, en horas de la madrugada, una venezolana, identificada como Diolimar Alemán, de 35 años de edad, fue asesinada a puñaladas por su pareja en la casa que compartían en la ciudad de Soria, España. La víctima deja huérfana a una niña de 8 años de edad.

El hecho ocurrió aproximadamente a las 2 am, en una vivienda ubicada en la plaza del Rosario de Soria, cerca del centro de la ciudad y de la conocida iglesia de Santo Domingo. De acuerdo a la delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, en el momento del asesinato se hallaban en el lugar un tío de la dama, su hija y el presunto homicida.

Según los reportes, la mujer habría pedido auxilio y por ello el tío contactó con otro familiar, quien salió a la calle en busca de ayuda. Fue entonces cuando encontró una patrulla de la Policía Nacional, la cual estaba realizando su recorrido de rutina.

El presunto criminal, quien ha sido identificado solo por su nombre de pila Nahum, de 32 años de edad, se había dado a la fuga. No obstante, fue detenido de inmediato por los efectivos policiales.

«Rápidamente ha sido interceptado y detenido por la Policía Nacional. En paralelo se ha avisado a los servicios médicos y judiciales para determinar el fallecimiento de la víctima», señaló Barcones. En la vivienda habría sido localizada el arma del homicida: un cuchillo de cocina.

Alemán y su pareja, quienes llevaban seis meses de relación, eran de nacionalidad venezolana. La dama trabajaba desde hacía dos años en una hostelería ubicada en el centro de Soria. Previamente trabajaba en otro local muy conocido de la capital.

«No nos consta que tuvieran antecedentes y no había ningún tipo de denuncia. No estaba dentro del sistema Viogén y no había ningún tipo de denuncia ni conocimiento. Por parte de las instituciones y de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado no nos constaba», recalcó la funcionaria.

«La niña está siendo atendida por sus familiares, que ya cuentan con la asistencia psicológica necesaria. Todas las administraciones estamos para ayudarles en todo lo que se pueda», agregó.

Las autoridades no descartan que, al momento del crimen, la pareja haya sostenido una discusión. Días antes, en sus redes sociales, específicamente en el servicio de mensajería WhatsApp, Alemán había manifestado en uno de sus estados que tenía intenciones de romper su relación con Nahum. «A veces es mejor perderlo todo y recuperar la paz. Nadie se ha muerto por empezar de cero», había escrito.

Según lo señalado por integrantes de la Asociación de Venezolanos de Soria, a la que pertenecía la víctima, la pareja tenía constantes discusiones. Aseguraron a medios locales que la relación entre ambos no era muy buena.

«Ella tenía mucha familia en Soria y estaba muy arropada. Varios tíos y primos. Era muy trabajadora y muy participativa en la asociación, y también su niña», aseveró la presidenta de la organización, Ana Verdasco.

El crimen habría generado gran conmoción en la ciudad, sobre todo entre los compañeros de trabajo de la víctima. «Era la que mejor se llevaba con los compañeros. Era angelical», destacaron sus compañeros.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook