Este jueves, el peso colombiano alcanzó su segundo valor más bajo de la historia frente al dólar, al cotizarse en la Bolsa de Valores de Colombia en 4.151,37 pesos por cada divisa estadounidense y 3,9 pesos de la tasa que había fijado la Superintendencia Financiera del vecino país para la jornada.

Según la explicación ofrecida por las autoridades financieras colombianas, este repunte se debe al alza generalizada en los precios del combustible y a la inflación global derivados de la guerra en Ucrania, antes que a la situación interna del vecino país, que cambiará de administración el venidero 7 de agosto.

En ese orden, medios neogranadinos reseñan que la designación de José Antonio Ocampo como ministro de Hacienda por parte del presidente electo, Gustavo Petro, satisfizo las expectativas de los sectores empresariales.

Ocampo ejerció como ministro de Agricultura entre 1993 y 1994 en el gobierno del liberal Ernesto Samper (1994-1998) y cuenta con una sólida trayectoria académica, lo que en juicio de algunos analistas colombianos da señales a favor de la economía de mercado, de la que Petro nunca ha desdeñado, pese a las acusaciones de .

Así las cosas, Juan Fernando López, miembro del cuerpo docente de la Universidad CES (Medellín, privada) dijo a Semana que pese a la designación, aún hacía falta conocer en detalle las medidas del gobierno del Pacto Histórico y vaticinó que se vienen tiempos de alta inflación para Colombia, alentados también por la situación internacional.

«Estamos hablando de un rango de devaluación entre el 10 y 12 % en el corto plazo; no obstante, en el mediano plazo se puede estar hablando entre el 39 y el 43 %, pero no solo por los efectos del nuevo gobierno, sino por todo lo que está pasando en el mundo. Al ser Gustavo Petro una persona antimercado, se podría esperar también una depreciación del peso frente al dólar», manifestó.

En sus dichos, uno de los puntos que estaría justificando esta devaluación sostenida del peso frente a la divisa estadounidense, sería la decisión del gobierno de Gustavo Petro y Francia Márquez de suspender las actividades de exploración de hidrocarburos en suelo colombiano, pues ello privaría al país de una importante fuente de divisas.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook