Los jefes de Gobierno y Estado de la Comunidad del Caribe (Caricom) acordaron el martes, instar al Gobierno de Estados Unidos a que se eliminen las medidas coercitivas unilaterales contra Venezuela para permitir que los países caribeños se beneficien de la iniciativa PetroCaribe.

La declaración se hizo pública al cierre de la 43 reunión regular de la Conferencia de Jefes de Estado y Gobierno de la Caricom, la cual se celebró desde el domingo y hasta el martes en Surinam y más adelante dice que con la medida buscan poder avanzar en la explotación de los recursos naturales transfronterizos, entre ellos, los yacimientos de gas entre Trinidad y Tobago y Venezuela.

Ya durante la clausura, el primer ministro de San Vicente y las Granadinas, Ralph Gonsalves mencionó los efectos de las medidas coercitivas unilaterales contra Venezuela en relación al programa Petrocaribe.

Ralph Gonsalves condenó en su intervención “las sanciones unilaterales impuestas por la administración de Estados Unidos durante la época del presidente Donald Trump en relación con Venezuela (que) pusieron fin en la práctica al acuerdo Petrocaribe”.

El jefe de Gobierno sanvicentino subrayó la afectación que la medida ha provocado en “varios países del Caribe, incluidos los países independientes [miembros] de la OEA, y otros países dentro de la Caricom”.

Caricom es una organización integrada por Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Belice, Dominica, Granada, Guyana, Haití, Jamaica, Montserrat, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Trinidad y Tobago.

En junio pasado, en ocasión de los 17 años de creación de PetroCaribe, el presidente venezolano, Nicolás Maduro, recordó que se trata de un mecanismo para la seguridad energética de los pueblos latinoamericanos y caribeños. «Estoy seguro que muy pronto, vamos a recuperar la capacidad de este instrumento. ¡Es el camino!», dijo entonces.

(teleSUR)

Comentarios Facebook