El presidente de Perú, Pedro Castillo, denunció la puesta en marcha de un «plan mediático» para tomar el poder de forma ilegal, luego de que la Fiscalía allanara el Palacio de Gobierno, sede del Ejecutivo, a fin de detener a su cuñada, Yenifer Paredes, investigada por corrupción. 

«Los peruanos somos testigos de la continua puesta en marcha de un plan mediático que apunta a tomar el poder de manera ilegal e inconstitucional. Hoy, Palacio de Gobierno y la casa presidencial una vez más han sido violentados con un allanamiento ilegal», dijo el mandatario en un mensaje televisado en cadena nacional. 

En la tarde del 9 de agosto, un equipo de la Fisclía anticorrupción allanó Palacio de Gobierno, ubicado en Lima, para detener preliminarmente a la cuñada del presidente, Yenifer Paredes. 

La diligencia fiscal contó con la aprobación de un juez, sin embargo, la cuñada no fue hallada en el inmueble, por lo que ahora se encuentra en calidad de no habida. 

La Fiscalía investiga a Paredes por ser presunto miembro de una mafia gubernamental que negociaba con empresas privadas la concesión de obras públicas a cambio de sobornos. 

«Es evidente la confabulación entre una parte del Congreso, la Fiscalía de la Nación y un sector de la prensa», denunció el jefe de Estado. 

Asimismo, señaló que «desde hace más de un año» su Gobierno viene buscando el diálogo con los sectores de oposición, pero que solo ha recibido a cambio intentos de destitución presidencial, pedidos de renuncia, o la inhabilitación de Castillo para ejercer la función pública. 

A la fecha, el jefe de Estado tiene cuatro investigaciones fiscales en el fuero penal por presuntos delitos de corrupción cometidos durante su Gobierno; además tiene otra en el fuero civil por un presunto delito cometido en 2012. 

(Sputnik) 

Comentarios Facebook