A pesar de la complicada situación económica y financiera que se vive en el mundo, algunas de las principales monedas latinoamericanas lograron apreciarse frente al dólar.

Una de las divisas que mejor se posicionó al cierre de agosto fue el sol peruano, el cual tuvo un crecimiento de 2,26% en comparación con el dólar, según la consultora Valora Analitik.

Comentarios Facebook

El peso mexicano es otra divisa que ha logrado sortear los altibajos de la economía mundial con una apreciación de entre el 0,9% y el 1,03% frente al dólar, cerrando agosto con un valor de 20,13 pesos por divisa.

Según datos de Valora Analitik, el peso chileno fue otra de las monedas que se apreció durante el octavo mes del año, aunque en una proporción menor con apenas 0,01% más, principalmente por la incertidumbre sobre la aprobación de la nueva Constitución.

En contraste, Bloomberg considera que el peso chileno fue una de las divisas que más se depreció al sumar un total de 0,5%, al igual que el peso uruguayo. Monedas como el peso colombiano también reporta una disminución del 3,6%.

Ambas fuentes especializadas coinciden en que el peso argentino es la moneda latinoamericana que peor desempeño registró durante agosto con una depreciación de entre 4,2% y el 4,9%, para cotizarse en un valor de 290 pesos por dólar.

(Sputnik)

Comentarios Facebook