Este lunes 5 de septiembre, la oficina del médico forense en Nueva York que llevó el caso sobre la muerte del ejecutivo venezolano de Bed Bath & Beyond, Gustavo Arnal, declaró oficialmente que se trató de un suicidio.

El medio estadounidense New York Post reseñó que la tarde del viernes 2 de septiembre, Arnal, de 52 años de edad, saltó desde su apartamento ubicado en el piso 18 del Edificio Jenga.

Comentarios Facebook

La víctima se habría suicidado cuando su esposa se encontraba en el inmueble y, según detalló el Post, fuentes policiales revelaron que no existe una carta explicando qué lo llevó a tomar la fatal decisión.

Se conoció que la compañía minorista para la que trabaja enfrentaba dificultades financieras y mantenía demandas vinculadas con un ‘pump-and-dump’ (una especie de fraude bursátil) de 1.200 millones de dólares, las cuales fueron consignadas el pasado agosto.

Arnal se integró en mayo del 2020 a Bed Bath & Beyond, que en un comunicado publicado el domingo reconoció al ejecutivo como «distinguido global», tras sobrepasar el grave escenario de la pandemia causada por la COVID-19.

La presidenta de la junta directiva, Harriet Edelman, manifestó en una misiva: «Gustavo será recordado por todas las personas con las que trabajó por su liderazgo, talento y administración de nuestra empresa. Nuestro enfoque es apoyar a su familia y su equipo y nuestros pensamientos están con ellos durante este momento triste y difícil».

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook