Un turista alemán provocó daños en la fuente de Neptuno, un famoso monumento situado en la plaza central de la ciudad de Florencia (Italia), luego de trepar y posarse sobre su estructura para tomarse una fotografía, indicaron las autoridades locales.

El incidente sucedió en la madrugada del lunes y fue registrado por las cámaras de videovigilancia del Ayuntamiento. Como se observa, el individuo atraviesa la cerca que rodea la fuente y salta a la base del carruaje que sostiene al dios Neptuno. Desde ahí es fotografiado por dos personas que lo esperaban afuera. Luego salta de vuelta y se retira.

Aunque la alarma del sitio sonó, los tres involucrados ya habían desaparecido. Sin embargo, el estudio de las grabaciones de seguridad permitió identificar al vándalo, que fue detenido y acusado por delitos en materia de «destrucción, dispersión, deterioro, desfiguración, contaminación y utilización ilícita de bienes culturales o paisajísticos».

Si bien el alcalde de Florencia, Dario Nardella, había señalado inicialmente que el Neptuno no había sufrido daños, peritos especializados en arte llegaron a otra conclusión. El peso del sujeto y sus pisadas provocaron un desprendimiento en el estuco de varias secciones de la fuente, que había sido sometida a trabajos de restauración en 2018. «Los daños ascienden a los 5.000 euros (unos 5.300 dólares)», subrayó el Ayuntamiento.

Nardella aseguró que el alemán, de 22 años y residente en Berlín, pagará una «cuantiosa multa», sin especificar el monto exacto. «Contra el vandalismo en bienes culturales no hay justificación», precisó.

(RT)