quirofano2807154.jpg

El intento por la perfección física y la estética facial, ha generado en el mercado la proliferación de quirófanos que rompen los protocolos médicos, con fin monetario. Ejemplo de ello, un “Spa” en el estado Aragua que era utilizado como sala de operaciones clandestino, el Cicpc lo descubrió e investiga el caso.

 

Efectivos del Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de la región aragüeña, revelaron que el centro estético ilegalmente funcionaba como un ambulatorio estético, y no cumplía con las normas requeridas por un centro de salud, aseguró el comisario Luis Ollarves, director del Cicpc Aragua.

 

Pacientes cancelaban previa cita hasta 300 mil bolívares por operación. Marina Coromoto Suárez Vásquez (51) falleció el pasado 23 de julio, luego que le practicaran una liposucción en el supuesto “spa”, registrado con la firma Dra. Barajas Lesbia y Asociados C.A.

 

Debido a la mala praxis, los familiares de la víctima presentaron la denuncia ante el órgano de investigación. Equipos quirúrgicos, antibióticos, bisturís, otros utensilios médicos, así como historias médicas de pacientes que esperaban cita fueron hallados en el sitio.

 

Al centro de rehabilitación en Palo Negro, llegaban los postoperados.

 

Autoridades están tras la búsqueda de la supuesta doctora, colaboradores, anestesiólogo y cardiólogo para que respondan ante la justicia venezolana.

 

(LaIguana.TV)

 

quirofano2807155.jpg

quirofano2807156.jpg

quirofano2807157.jpg

Comentarios Facebook