deep-web.jpg

Seguro piensas que sabes mucho acerca de internet. Has navegado en muchos sitios como Wikipedia, Twitter, Ebay Youtube o Facebook y estos a su vez te han llevado a infinidad de páginas web, algunas muy famosas y otras un tanto desconocidas. Pero lo que has logrado ver es solo la superficie. Hay un mundo entero afuera de esto. Se llama la Deep Web o Web Profunda.

 

Es un lugar donde la información está más resguardada, requiere software especial para acceder y es masivo. Algunos cálculos estiman que es 500 veces más grande que la web común. De acuerdo a un estudio publicado en la revista Nature, Google contiene alrededor del 16 por ciento de la web tradicional y deja afuera a toda la Deep Web. Cualquier búsqueda en este navegador solo arroja el 0.03 por ciento de toda la información que existe en línea.

 

La mayoría del material de la Deep Web es oscuro. Es un basto mundo digital donde hackers, narcotraficantes, terroristas, asesinos y pedófilos convergen. Aunque también hay cosas rescatables como páginas de activistas por los derechos humanos y de la información o extensas librerías con material imposible de encontrar en Google.

 

Una imagen de un iceberg comparando el tamaño de la web tradicional contra la Deep web se ha vuelto muy famosa.

 

A continuación te presentamos una muestra de lo que puedes encontrar en ese espacio oscuro.

Drogas

Existen decenas de sitios para comprar cualquier tipo de droga. La página más famosa llamada “The Silk Road” -ahora cerrada- ganó 200 millones de dólares en 28 meses.

 

Dinero falso

Puedes encontrar monedas de varios países a menor costo y con la promesa de que pasarán todas las pruebas que les hagas.

 

Documentos falsos

Puedes encontrar licencias de conducir, documentos de identidad y de nacionalidad, certificados e incluso conseguir alguna identificación como diplomático. Los pasaportes -uno de los documentos más vendidos- pueden costar miles de dólares.

 

Armas, municiones y explosivos

De cualquier tipo. Los vendedores aseguran que mandan los productos en paquetes especiales para evitar los Rayos X.

 

Mercenarios o asesinos a sueldo

Una de las páginas más famosas en la Deep Web tiene como imagen al monstruo C’thulhu y su eslogan es “soluciones permanentes para problemas comunes”. Ahí puedes contratar servicios de asesinos para cualquier persona. Su costo varía en función al rol de la víctima: personas comunes, políticos, empresarios. Además mandan pruebas fotográficas de la muerte.

 

Órganos vitales

También existe este mercado en la Web Oscura. Corazones pueden costar 120 mil dólares, riñones 150 mil, hígados 120 mil y un par de globos oculares mil 500.

 

Hackers a sueldo

Estos grupos informáticos pueden acceder a casi todo. Cuentas bancarias, sistemas operativos, sitios web. Por supuesto que pueden conseguir la clave de Facebook de quien quieras. ¡Pero no lo hagas!

 

Además de todo esto. Ese lado de la web tiene su propia moneda virtual llamada ‘Bitcoin’ para pagar estos servicios.

 

Otros contenidos que puedes encontrar es pedofilia, descargas digitales ilegales, páginas con supuestos experimentos con humanos, supuestos expedientes secretos del gobierno, librerías virtuales y asociaciones de activistas como ‘Anonymous’.

 

Aunque por experiencia te puedo decir que la Deep Web no es peligrosa ni pone en riesgo tu identidad, sí es escalofriante.

 

¿Tú has entrado alguna vez a ese lado de la web?

 

(upsocl.com)

Comentarios Facebook