fbpx
#LoÚltimo
Cumbre del alba: mandatario venezolano confirma que “planes desestabilizadores han sido anulados”
Diciembre 14, 2014 - 38 Vistas
La Iguana Google Plus

nicolas1412143.jpg

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, agradeció este domingo en la XIII Cumbre de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP)  la solidaridad que el Gobierno de Cuba y todos los países integrantes del ALBA han mostrado a propósito de las sanciones que EE.UU. pretende ejercer contra Venezuela. 

 

Enfatizó además que “los planes desestabilizadores han sido anulados” y que “Venezuela culmina este 2014  de pie” y se prepara para consolidar durante 2015 la revolución bolivariana y el compromiso de ese país con la integración.

 

También aseguró que los líderes revolucionarios Hugo Chávez y Fidel Castro abrieron una nueva alternativa bolivariana con la creación del ALBA y recordó el encuentro histórico entre ambos líderes hace 20 años. 

 

Recordó, además, que el ALBA inició un camino para la integración e hizo una lista de todos los logros del ALBA en Venezuela en materia de educación, salud y economía. 

 

Hizo especial énfasis en el área económica y señaló “solo con un camino común podemos avanzar” en la creación de una zona económica integradora. 

 

En contexto

 

En la XIII Cumbre de este mecanismo integracionista se realizan homenajes a sus fundadores el líder de la Revolución de Cuba, Fidel Castro y el de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez.

 

Durante la cita, que se realiza en la sede el Palacio de la Revolución de La Habana, se prevé oficializar la membresía de San Cristóbal y Nieves junto a Granada.

 

El ALBA surgió como una alternativa al proyecto neoliberal de Estados Unidos, el Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), y que sin el ALBA no se hubiese creado la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac).

 

La Alianza está integrada por Bolivia, Cuba, Dominica, Ecuador, Nicaragua, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam y Venezuela; mientras que Haití, Irán, Siria, Honduras y El Salvador se mantienen como Estados observadores.

 

(teleSUR)