fbpx
#LoÚltimo
Encefalitis bacteriana: La rarísima causa de muerte de exintegrante del grupo Locomía
Julio 18, 2018 - 480 Vistas
La Iguana Google Plus

El pasado lunes 16 de julio se conocía que el actor y cantante Frank Romero, exintegrante del grupo Locomía, había fallecido a causa de “una infección bacteriana”. Fuentes próximas a Romero concretaban a EL ESPAÑOL que dicha infección habría sido una encefalitis bacteriana, una rara afectación del sistema nervioso central, causante de una inflamación del cerebro y médula espinal provocada en la mayoría de las ocasiones por virus y no por bacterias.

 

Tanto las meningitis o inflamación de las meninges -membranas que rodean y protegen al cerebro y la médula espinal- como las encefalitis o inflamación de cerebro, pueden ser causadas tanto por virus como por bacterias de forma directa -infecciones primarias- o como complicación de una infección en otro órgano del cuerpo humano -infecciones secundarias-.

 

Gracias a la vacunación, en España y el resto de los países occidentales, las infecciones por bacterias son escasas y muy puntuales, dejando a los virus el primer lugar como causante de estas raras infecciones.

 

Meningitis y encefalitis: qué son y en qué se diferencian

 

Como bien afirma la Clínica Mayo, tanto las meningitis como las encefalitis pueden ocasionar síntomas leves que pueden confundirse fácilmente con un síndrome gripal común, como son el dolor de cabeza intenso, fiebre súbita, dolor muscular y articular y sensación de debilidad. Sin embargo, dichos síntomas pueden complicarse y agravarse dando lugar a cuadros más llamativos como confusión, agitación, alucinaciones o convulsiones y síntomas indicativos de afectación del sistema nervioso central, como pérdida de sensibilidad o de fuerza, problemas para el habla e incluso pérdida del conocimiento.

 

Ambos tipos de infecciones, tanto la meningitis como la encefalitis, suelen ser causadas por virus mayoritariamente. Así mismo, en gran parte de las ocasiones pueden dar cuadros leves y contenerse mediante el sistema inmune corporal sin ocasionar mayores problemas. Pero si la infección llega al torrente sanguíneo y, posteriormente, al líquido cefalorraquídeo -protector y transportador de nutrientes para el sistema nervioso- la situación puede empeorar exponencialmente.

 

Cuando el microorganismo causante llega al cerebro y la médula espinal puede dar lugar a la inflamación generalizada. Si afecta solo a las membranas protectoras o meninges estaremos ante una meningitis, si se localiza tan solo en el cerebro hablaremos de encefalitis, y si afecta a ambas partes del sistema nervioso central, se hablará de encefalomielitis.

 

¿Cuáles son las causas de una encefalitis?

 

Según un trabajo publicado en 2008 a cargo del Servicio de Microbiología del Hospital Universitario Virgen de las Nieves, en Granada, hasta el 95% de los casos de meningitis y encefalitis de los que se obtiene un causante claro son producidos por virus, aunque existe un porcentaje elevado de casos donde no se llega a vislumbrar un agente causal.

 

Entre dichos virus destacan el virus del herpes simple o VHS, los enterovirus, el virus de la Toscana y el virus varicela Zóster. En terminados países, existen encefalitis más raras causadas por virus que se transmiten por mosquitos, como la encefalitis del Nilo Occidental o la encefalitis de San Luis. Incluso el virus de la rabia, comúnmente transmitido tras una mordedura de perro, puede llegar a provocar una encefalitis de rápida evolución, aunque es una causa muy poco frecuente.

 

En cuanto a las bacterias, existen tres microorganismos que pueden transmitirse y contagiarse entre seres humanos, y que han demostrado causar la mayoría de las meningitis: la Neisseria meningitidis o meningococo, el Streptococcus pneumoniae o neumococo y el Haemophilus influenzae B. En este último caso, la vacuna infantil contra el H. influenzae ha logradoeliminar las meningitis y encefalitis causadas por este microorganismo, dejando en primer lugar como causante mayoritario al meningococo.

 

Como causa rara de meningitis, pero actualmente más presente debido al envejecimiento de la población en España, la Listeria monocytogenes, propia de individuos mayores de 65 años o con un sistema inmune debilitado, parece estar aumentando en nuestro país.

 

Según el National Institute of Neurological Disorders & Stroke de Estados Unidos, las meningitis causadas por neumococo y meningogoco son las más comunes, causando 6.000 y 2.600 casos anuales respectivamente en el país norteamericano. Según los datos del estudio español, en nuestro país se producirían 5 casos de meningitis meningocócica por cada 100.000 habitantes cada año.

 

Entre los factores de riesgo más conocidos para contraer encefalitis están la edad, donde los niños y los adultos mayores son los más proclives a sufrir encefalitis por virus; un sistema inmune debilitado -por sufrir SIDA, tomar fármacos inmunosupresores o cualquier enfermedad que debilite el sistema inmune-, vivir en determinadas zonas geográficas, e incluso las estaciones del año. En estos dos últimos casos, el riesgo es mayor cuando se habita en zonas endémicas donde existen mosquitos transportadores de virus causantes de encefalitis.

 

Cabe destacar, por otro lado, que cualquier individuo puede contraer encefalitis o meningitis. Los factores de riesgo tan solo indican una mayor propensión a sufrir dichas enfermedades. Así mismo, se sabe que incluso una infección respiratoria común puede llegar a complicarse y llegar al sistema nervioso central, aunque se trata de casos puntuales.

 

Dependiendo del tipo de encefalitis o meningitis, ya sea causada por un virus o una bacteria. el tratamiento serán antivirales o antibióticos según la necesidad, y siempre y cuando se detecten las infecciones a tiempo. En muchos casos, el diagnóstico es complicado y un tratamiento tardío puede resultar inútil, dando lugar a un desenlace fatal.

 

(El Español)