#LoÚltimo
Salvatore Lucchese: el personaje de la ultraderecha al que VP le pareció demasiado blanda
Agosto 8, 2018
La Iguana Google Plus

El exdirigente de Voluntad Popular Salvatore Lucchese, quien, según la agencia de noticias Reuters, declaró que participó en el fallido plan de magnicidio, ha sido una figura muy polémica, perteneciente a ala extrema de la oposición venezolana.

 

Tanto que, al parecer, el partido de Leopoldo López le resultó demasiado blando para su gusto.

 

Luego de que se difundieron sus declaraciones, Lucchese emitió un tuit en el que quiso aclarar lo dicho. Indicó que es solidario con la resistencia a la dictadura, pero eso no significa que haya participado directamente en los hechos del sábado.

 

La entrevista con la agencia británica de noticias se realizó en Bogotá, donde se encontraba Lucchese para asistir a los actos de investidura del nuevo presidente, Iván Duque.

De acuerdo con Reuters, Lucchese describió el incidente como parte de un esfuerzo armado sostenido contra Maduro, pero no quiso hablar de su papel preciso en la operación o identificar a otros involucrados, citando la necesidad de proteger su identidad.

 

“Nosotros teníamos un objetivo y al momento no se pudo materializar en un cien por ciento”, dijo Lucchese. “La lucha armada continuará”.

 

En su cuenta Twitter, Lucchese pidió a la agencia mostrar toda la entrevista para que quede claro lo que dijo al periodista. El presidente Maduro afirmó este martes, en cadena nacional, que esas declaraciones deben ser investigadas.

 

Policía en desacato

 

La figuración pública de Lucchese comienza en 2014, cuando era director de la Policía Municipal de San Diego (estado Carabobo), y estuvo detenido a raíz de su desacato a la orden del Tribunal Supremo de Justicia de que las autoridades locales garantizaran el libre tránsito en sus jurisdicciones. Lucchese, muy por el contrario, colaboró con las guarimbas de ese año por lo que San

 

Diego fue uno de los municipios donde los revoltosos actuaron con mayor impunidad.

 

Una vez que fue privado de libertad, compartió la celda con el líder de Voluntad Popular, Leopoldo López, con quien, al parecer, terminó peleándose. Cuando fue liberado en 2015, Lucchese, abogó por los demás privados de libertad por las guarimbas de 2014. Durante los siguientes meses se desempeñó como dirigente de VP en Carabobo.

 

En 2017 se vio implicado en la nueva oleada de guarimbas y fue por ello que, en junio, le fue dictada una orden de aprehensión por los delitos de instigación a la rebelión y ataque al centinela. Durante un tiempo se mantuvo oculto, alegando estar en la clandestinidad. Luego de eso decidió irse a Estados Unidos, a pesar de que había afirmado, en una entrevista con El Nacional, que no abandonaría el país.

 

Ruptura con VP

A principios de este año, Lucchese se separó del partido opositor Voluntad Popular porque no estaba de acuerdo con su diálogo con el gobierno de Maduro.

 

En tono de desafío, pidió que lo incluyeran en la comisión que viajaría a República Dominicana, “para darle una patada a la mesa”. Antes de renunciar, tuvo un intercambio de insultos con varios dirigentes del partido, entre ellos Luis Florido.

 

Juan Guaidó, a nombre de VP, dijo que Lucchese fue expulsado por “diferencias con el partido y la dirección nacional”. Ahora ha reaparecido estruendosamente, al vincularse con el fallido magnicidio del sábado, algo de lo que otros dirigentes opositores se han cuidado mucho.

 

(LaIguana.TV)