#LoÚltimo
¿rematando mercancía? Esto dicen carniceros y compradores (+precios)
Agosto 22, 2016
La Iguana Google Plus

cuadro-carni.jpg

La crisis económica por la que atraviesa el país continúa golpeando el bolsillo de comerciantes  y consumidores, en el mercado municipal de Puerto La Cruz, los carniceros aseguran estar rematando la mercancía para evitar que se les dañe.   

 

Entre 3.000 y 3.600 es vendido el kilo de carne roja en casi todos los puestos, en donde ahora predominan los rabos, lenguas, hígados, huesos y mezcla de chorizo sin empacar.    

 

Los consumidores que se acercan a preguntar por los precios, compran los productos más económicos o los que les presenten en oferta. “El pueblo ya no tiene para comprar carne y a nosotros se nos está pudriendo la mercancía, por eso bajé los precios. Así, más personas comen y yo, por lo menos, pago la inversión, porque esto ya no es negocio”, expresó el carnicero José Rodrigues.    

 

Rodrigues ha reemplazado a sus empleados por sus familiares a fin de que “llegue más dinero a la casa”, pero el ingreso no es suficiente para cubrir las deudas del comerciante, sus hijos y su esposa.    

 

Freddy Carreño, también carnicero, dijo que actualmente depende de los pocos clientes “buenos” que le quedan.  “Es muy difícil para nosotros, porque vienen niños y familias pidiendo, a veces le doy a uno que otro, pero fruto de mi trabajo es que mi familia y la de mis empleados subsistan, tampoco puedo regalarlo todo”, señaló.    

 

Otras ofertas   

 

Los huesos rojos, ideales para sopas, se pueden encontrar en 1.000 bolívares el kilo. La auyama a 300, cebollas a 600, el ají a 300, el maíz a 100 bolívares la unidad, papas a 400, pimentones a 500 y pepinos y repollo a 250 bolívares el kilo.    

 

El cochino se cotiza en 3.500 bolívares y el kilo de pollo a 1.900.    

 

En cuanto a las frutas, la fresa, a 500 bolívares, es una de las más accesibles. En algunos puntos del mercado también se puede conseguir patilla a buen precio.   

 

La consumidora Migdalys López expresó que aún con esas ofertas, a ella y su familia se les dificulta poder adquirir proteínas, granos y productos regulados.   

 

“Compramos un kilito de carne, uno de alas o muslos, algunas verduras -las que estén más baratas-, queso y lo que veamos a buen precio”, explicó y además acotó que los granos (a 3.600 el kilo) y los productos regulados a precio de reventa están “incomprables”.    

 

Denuncias   

 

Un grupo de expendedores denunció la constante presencia de menores y mendigos en el expendio y exigió a las autoridades extenderles la mano a los necesitados.   

 

“No estamos pidiendo que los saquen para no verlos aquí, pedimos que esas familias sean ayudadas, que el alcalde pase por aquí a mediodía para que vea cómo familias se pelean con los perros por los desperdicios”.   

 

Otro vendedor, quien prefirió mantenerse en el anonimato, criticó la labor de la Guardia Nacional y la Policía en el expendio, “se supone que vienen a brindarnos seguridad, no a quitarnos la mercancía, cobrarnos vacunas y decomisarnos los pesos con la excusa de que son autoridad”, resaltó.

 

50% de descuento  es aproximadamente la oferta de los carniceros. A finales del mes pasado, el kilo del rubro se llegó a cotizar hasta en 7.000 bolívares, el doble del precio de venta actual. 250 bolívares es el precio regulado del corte de primera de carne de res desde el año pasado, según la Sundde.

 

(El Tiempo)