El Gobierno de San Vicente y Granadinas se unió a la lista de países que, desde el estrado de la edición 73 de la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), rechazan las constantes amenazas de Estados Unidos hacia el pueblo venezolano.

 

El primer ministro, Ralph Gonsalves, manifestó su rechazo a las pretensiones gringas de llevar a cabo acciones injerencistas, bélicas y unilaterales contra nuestro país.  

 

Gonsalves expresó que su nación es promotora del diálogo: “Es urgente que se instale un diálogo constructivo entre las partes. Los pueblos de América Latina y el Caribe han reiterado que nuestra región es una zona de paz”.

 

En este sentido, indicó que las intervenciones militares generan efectos negativos en los pueblos. “Sin lugar a dudas, Venezuela cuenta con desafíos sociopolíticos internos, pero una intervención ilegal es contraproducente en la búsqueda de los pueblos, en aras de la paz, la democracia y la libertad“, sostuvo.

 

Finalmente, pidió respeto para la soberanía de Venezuela así como de todos los países: “Venezuela necesita una misión de reconciliación y de paz, no una campaña de sanciones”, concluyó.

 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook