El presidente de Chile, Sebastián Piñera, aseguró este lunes que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) en La Haya «ha puesto las cosas en su lugar» con el fallo que descartó la obligación de su nación de negociar una salida soberana al mar con Bolivia.

 

«Nunca estuvo y nunca estará en juego un centímetro cuadrado de nuestro mar», aseveró el mandatario chileno sobre la disputa sobre una eventual negociación por la salida al mar para Bolivia, que perdió tras la invasión por parte de Chile en 1879. Tras este hecho, Bolivia perdió 400 kilómetros lineales de costa y 120.000 kilómetros cuadrados de territorio.

 

De acuerdo con Piñera, este día constituye una hito para «el respeto de las decisiones internacionales» a las cuales su nación honra. Asimismo, aseguró que su país tiene una actitud de diálogo con todos los países del mundo, «pero siempre dentro del contexto del derecho internacional y defendiendo y protegiendo nuestra soberanía».

 

Además, acusó a su par boliviano, Evo Morales, por haber «creado falsas expectativas a su pueblo» y haber hecho «perder cinco valiosos años en las sanas relaciones» de ambos países.

 

Para el analista político Feliz Roque, es necesario poner en contexto la celebración de Chile tras este fallo, pues el territorio que se adjudica como propio ha sido el resultado de una invasión y una guerra, y constituyen espacios ancestrales de Bolivia.

 

Roque aseguró que el hecho de que la CIJ haya mantenido la demanda por cinco años permite establecer que sí había argumentos válidos de Bolivia.

 

(teleSUR)

 

Comentarios Facebook