Un supuesto pedófilo y su pareja de 12 años fueron detenidos en Rusia y acusados de matar, desmembrar y comer parte del cuerpo de un hombre.

Comentarios Facebook

 

Según las autoridades, la menor habría participado del crimen del llamado “caníbal ruso”, de 22 años.

 

La niña, que fue descrita por el sospechoso como su novia y pajera sexual, había escapado de su casa 10 días antes del crimen y sus padres la habían reportado desaparecida, reseñó este jueves el medio británico Daily Mail.

 

Los presuntos criminales cocinaron el cerebro de Alexander Popovich, de 21 años, en un apartamento del pueblo de Novinka, a 60 millas de St. Petersburg. Partes del cuerpo del hombre fueron descubiertos por agentes en un horno.

 

En un video en poder del Comité Investigador de Rusia se muestra el suelo de la vivienda llena de sangre y partes del cuerpo del hombre en un edredón blanco.

 

De acuerdo a publicaciones en redes sociales de la muchacha, conoció al  sujeto por internet. “Yo amo a un acosador”. “No se lo voy a dar a nadie, él es solo mío. Yo no necesito a nadie más”, compartió la chica.

 

El dúo fue detenido cuando, supuestamente, se disponía a quemar la vivienda.

 

(La Opinión)

Comentarios Facebook