En la previa del partido amistoso realizado este martes entre Chile y Honduras, ambas escuadras rindieron tributo a Camilo Catrillanca, joven de 24 años de origen mapuche que murió la semana pasada durante un operativo policial y que desató una ola de protestas en suelo chileno.

 

Pese a que la Asociación Nacional de Fútbol Profesional de Chile (ANFP) rechazó el pedido para realizar el minuto de silencio porque «está fuera del ámbito del fútbol», los titulares y suplentes de ambos seleccionados se unieron en el círculo central y se abrazaron durante unos segundos mientras recordaban la figura de Catrillanca.

 

Otro protagonista importante fue Jean Beausejour, jugador de origen mapuche, quien salió al campo de juego luciendo la camiseta con el apellido de su madre, Coliqueo. 

 

«Es un homenaje a toda mi familia mapuche», señaló Beausejour, al tiempo que ratificó que «la selección es una de las pocas cosas que nos une, es un llamado a la reflexión para que exista justicia y que los responsables de esto tengan la sentencia que corresponde en estos casos».

 

La muerte de Catrillanca, nieto de un líder del pueblo mapuche, generó numerosas críticas contra la acción del cuerpo policial en Chile, Carabineros, y la reacción del Gobierno del presidente Sebastián Piñera desde que ocurrieron los hechos.

 

(teleSUR)

 

Comentarios Facebook