El supuesto abordaje de la Armada venezolana al buque de prospección sísmica Ramford Tethys, contratado por la compañía Exxon Mobil, cuando realizaba un estudio en las aguas del Bloque Stabroek, zona del Esequibo en disputa entre Venezuela y Guyana, ocurrió “misteriosamente” el mismo día que el actual Gobierno guyanés fue destituido por el Parlamento de esa nación.

 

Así lo reseñó el portal de datos periodísticos La Tabla, en su cuenta en la red social Twitter, en la cual comparó la situación en la que se ha señalado a las autoridades venezolanas con el contexto político de Guyana,  donde la Administración de David Granger fue acusada de despilfarrar la riqueza petrolera del país.

 

En contexto

 

El sábado 22 de diciembre la empresa noruega Petroleum Geo-Services (PGS), propietaria de Ramford Tethys, confirmó que una embarcación venezolana se dirigió hacia su tripulación en las aguas del Esequibo. Sin embargo, algunos medios de comunicación reseñaron que la Armada de Venezuela abordó un buque de ExxonMobil en territorio de Guyana.

 

“El buque suspendió la actividad prospectiva y abandonó el área con dirección Este. Guyana con ExxonMobil tenía programada la exploración de 12 mil km2 en el Bloque Stabroek desde el 6 de diciembre frente al Delta del Orinoco”, indicó La Tabla al citar las declaraciones del vicepresidente de comunicaciones de PGS, Bard Stenberg.

 

En octubre de 2013, recordó el portal, el patrullero AB PO-13 Yekuana interceptó el buque sísmico Teknik Perdana, contratado por la petrolera estadounidense Anadarko, que tiene una concesión de Guyana en el Bloque Roraima, y lo condujo retenido hasta la Isla de Margarita.

 

Por el momento las autoridades de Venezuela no se han pronunciado sobre el caso. Por su parte, el Gobierno de Guyana —país en el que se deben convocar elecciones presidenciales en los próximos 90 días— rechazó el hecho y acusó a la Administración venezolana de “violar la soberanía y la integridad territorial” de esa nación.

 

(LaIguana.TV)

 

Comentarios Facebook