El ataque contra el autotransformador de la Hidroeléctrica Guri, que surte 70 % de la electricidad en Venezuela, fue ocasionado por «disparos de fusil, probablemente por la acción de un mercenario», informó este miércoles el presidente Nicolás Maduro.

 

En un contacto telefónico con el programa Con El Mazo Dando, que conduce el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Diosdado Cabello, el mandatario detalló que el daño ocasionado «fue más grave de lo que pudiera pensar un venezolano».

https://twitter.com/PresidencialVen/status/1111077281768845312?s=20

Por esa razón, el presidente indicó que en los próximos días se ejecutará un programa de contingencia y «administración de carga», que irá por fases, para garantizar el suministro a 80 % del territorio nacional mientras se restituye todo el sistema dañado por el ataque.

 

«Vamos a ir por fases hasta que reconstruyamos todo lo quemado», precisó el Jefe de Estado, quien responsabilizó de esas acciones «terroristas» al diputado opositor, Juan Guaidó, a quien calificó como el «títere diabólico» de EE.UU.

 

Maduro manifestó su molestia porque los ataques se produjeron aún cuando las instalaciones eléctricas del país han sido militarizadas, por lo que destacó que profundizarán las investigaciones para verificar si hubo complicidad interna: «Esta batalla también la vamos a ganar, bien ganada. No podemos bajar la guardia», acotó.

 

El mandatario solicitó a los trabajadores de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), «máxima atención, máxima vigilancia y máxima alerta», para combatir lo que denominó como una «guerra total» que, a su juicio, es impulsada por Washington.

 

Dijo que espera tener «buenas noticias» en las próximas horas sobre el restablecimiento de la energía eléctrica, y llamó a la población a organizarse para mantener la paz. 

 

(RT)

 

 

Comentarios Facebook