La llamada “Operación Libertad” que fue anunciada por el diputado Juan Guaidó como “un simulacro” para el sábado 6 de abril tenía como premisa que para esa fecha no iba a haber “nadita de agua y nadita de luz” en el país, lo que generaría un estallido social. Pero, afortunadamente, la situación con ambos servicios públicos ha mejorado sustancialmente, en comparación con la semana pasada, aunque siguen existiendo zonas con graves problemas.

 

Este es parte del análisis realizado por el filósofo y comunicador Miguel Ángel Pérez Pirela en su programa Desde Donde Sea, que se transmite lo jueves a las 7 pm (hora de Venezuela)  a través de redes sociales.

 

Durante el espacio, insistió en que el plan contra Venezuela está milimétricamente planificado y vaticinó que en los próximos días vendrán nuevos ataques en el plano internacional.

 

En la décimo tercera emisión del programa, abordó diversos temas de actualidad, entre ellos el allanamiento de la inmunidad de Guaidó,  las turbulencias generadas por la presencia de 90 militares rusos en Venezuela, la gira de Jorge Arreaza por varios países, incluyendo Siria, y el caso de la periodista falsamente desaparecida Amanda Umek.

 

Así montan las fake news


Respecto a Umek, señaló que fue tema de conversación en el planeta entero porque medios nacionales e internacionales, periodistas y funcionarios como Luis Almagro la declararon desaparecida. “Imagínense ustedes la palabra que se está usando, con una connotación tan fuerte en la región. Se forma una especie de aquelarre internacional en el mundo periodístico, aupado por la oposición venezolana. El Sindicato de Trabajadores de la Prensa (SNTP) y Almagro salieron de inmediato denunciando y acusando. Resulta que luego confirmaron que Amanda Umek estaba en México y había montado un show para conseguir una visa de EEUU”.

 

 Leyó algunos de los tuits de periodistas como Sergio Novelli y Carla Angola, quienes expresaron su duda sobre si habrían sido utilizados en su buena fe. “A mí me parece que sí los utilizaron”, dijo Pérez Pirela, que también leyó un mensaje del periodista deportivo Erasmo Provenza en el que este dijo haber preguntado a amigos respecto a Umek, y estos le dijeron que “la tipa está loca, lo que le gusta es llamar la atención. Hay que creerle la cuarta parte de lo que dice”.

 

Deploró el también director de LaIguana.TV la actitud del SNTP, pues aunque su secretario general afirmó que recibieron la denuncia de familiares y activaron los protocolos para dar la voz de alerta, lo que en realidad hicieron fue lanzar una acusación sin prueba alguna contra el gobierno nacional y contra ciudadanos venezolanos, al decir  que estaba desparecida e invitar a ver “cómo y por qué fue amenazada hace dos días”.  

 

“Aquí podemos ver cómo se estructura un fake: se comienza a adjetivar y luego a condenar, a asumir el rol de juez. Cuando se descubre la verdad, nadie sale a pedir disculpas. Cuántos casos como estos se dan día a día. En nombre de estos fake no hay derechos humanos  ni libertad de expresión en Venezuela. La mayor parte de las noticias sobre Venezuela son falsas, son fake news dirigidos por La Patilla, El Nacional, NTN24 o El País de España. En nombre de esos fake se pide intervención militar en Venezuela”.

 

Concluyó que en este caso les salió mal la jugada porque la señora Umek los engañó a todos. “Este servidor no se va a sumar a campañas de facebook para agarrar likes, tener pautas publicitarias o caerle bien a EEUU y que le den una visa”, subrayó.

 

Insólito: Guaidó denuncia un golpe de Estado

Otro tema tocado en Desde donde sea fue el allanamiento de la inmunidad parlamentaria de Juan Guaidó. Luego de hacer un resumen de los argumentos jurídicos que se esgrimieron para tomar esta decisión, Pérez Pirela comentó la respuesta del propio diputado:

 

“Él dijo que el Tribunal Supremo no existe, la Contraloría General (que lo inhabilitó por quince años) no existe y que la Asamblea Nacional Constituyente no existe. Es como cuando uno jugaba a que era transparente. Tu mamá te estaba regañando por ahorcar al gato y tú decías ‘mi mamá no existe y tampoco el gato’. Es la metodología cartesiana de dudar de todo. Solamente existe él: un presidente sin ministros, sin cartera, sin territorio y sin fuerzas armadas. También sin diplomáticos porque en todas partes los embajadores han pasado a ser enviados personales de Guaidó –expresó Pérez Pirela-. Pero lo más impactante es que dijo que si lo meten preso, la Fuerza Armada lo defenderá y que si no lo defiende sería un golpe de Estado. Un delirio como pocas veces se ha visto en la historia política del país”.

 

Según el presentador del programa, lo que ha quedado una vez más en evidencia es que la promesa con la cual Guaidó se erigió como representante de Trump en Venezuela fue que la FANB se iba a quebrarse  tan pronto él se autojuramentara. “Eso no sucedió. Por el contrario, se ha mantenido firme al lado del presidente Nicolás Maduro, mientras los pocos desertores están pasando penurias en Colombia, donde los arreglaron con 300 mil pesos, un colchón y un mapa. Hasta Almagro le dio un jalón de orejas a Guaidó por haber dejado en el olvido a los militares desertores. ¿Qué me les parece?”.

 

Señaló que el caso de esos oficiales y soldados contrasta con el de altos oficiales incursos en delitos de corrupción que han huido de Venezuela y ahora son acogidos por la oposición. Entre ellos mencionó los dos casos más recientes, los de Carlos Rotondaro y Hugo Carvajal, degradados y execrados de la FANB, quienes viven en exilios dorados. “Pero ese es otro tema y no lo voy a tocar porque da náuseas”.

 

Como acotación, por la similitud con el asunto de los militares desertores, advirtió que en el mundo deportivo les están ofreciendo sumas importantísimas de dinero a atletas para que se pronuncien a favor de Guaidó o para que digan que están haciendo enormes sacrificios para competir porque estamos en crisis humanitaria. “Mosca, deportista, porque te están cambiando tu carrera por un puñado de dólares y luego te dejan botado como a los militares desertores”.

 

Una voz consciente

Pérez Pirela hizo referencia a la carta pública del dirigente opositor Enrique Ochoa Antich a los partidos Acción Democrática y Un Nuevo Tiempo en la que les pregunta por qué han avalado la actitud de Guaidó a favor de una salida violenta con intervención extranjera. “Planteada como esta esa ruta difícilmente logrará el cambio político sin violencia  o sin pérdidas en materia de soberanía. La clamorosa mayoría nacional sí le teme a una guerra civil”, leyó un fragmento de la carta.

 

Pero la voz consciente de Ochoa Antich no es la única que contradice a Guaidó en su pretensión de que Venezuela sea invadida militarmente o que haya una guerra civil. “Hasta Elliott Abrams, el ala más derecha y radical de la derecha radical de EEUU ha corregido a Guaidó al decir que es prematuro la activación del 187. Ese señor, que estuvo involucrado en genocidios en Centroamérica, dice que la situación empeora en Venezuela, pero no cree que en Europa, América Latina,  Canadá y EEUU se esté pensando en una acción militar. En cambio Guaidó, que es venezolano, va más lejos que el enviado de Donald Trump. Eso muestra un desespero”.

 

Recomendó analizar la respuesta que Guaidó dio a una pregunta del reportero de LaIguana.TV  Luis Hugas sobre la actividad denominada Operación Libertad. “Guaidó dijo que no se trata ya de un simulacro sino de protestas por el agua y la electricidad. Eso prueba que el plan era que cuando se realizara esa operación no tenía que haber nadita de agua ni nadita de electricidad para que se generara la violencia –explicó-. No digo que todo esté solucionado, pero es una situación mejor que la del fin de semana pasado.  La normalidad juega también contra Guaidó.

 

Hipocresías de marca mayor


Luego se refirió a dos de las hipocresías más grandes que ha visto en mucho tiempo: la indignación de EEUU por la presencia de militares rusos en Venezuela, y los opositores horrorizados porque en la ANC se gritó “¡Paredón, paredón!” durante el debate sobre el allanamiento de la inmunidad de Guaidó.

 

 “La primera hipocresía es la de los EEUU maravillados, anonadados , estupefacientes (como dice un amigo mío) por la presencia de 90 militares rusos en Venezuela. Si revisamos sus bases militares nada más en Suramérica tenemos que EEU tiene dos en Paraguay, nueve en Colombia, doce en Panamá, ocho en Perú. También tiene tres en México y tres en Honduras. No hablo de Curazao y el resto del Caribe… Pero, veamos desde cuándo los militares rusos están colaborando con Venezuela. El canciller Jorge Arreaza informó que desde 2001, o sea, que es un convenio mayor de edad.  El arsenal militar dependía de EEUU por lo que Chávez comenzó a hacer acuerdos de compra de armas con otros productores, entre ellos Rusia. Compró aviones militares rusos. El meollo del asunto es que Venezuela posee el complejo antimisilístico más sofisiticado de Latinoamérica. Por eso se escandalizan. Estamos en un contexto multipolar  y no tenemos por qué estar casados con un solo proveedor de armas”.

 

Derrotados en Siria

Revisando otra arista geopolítica del conflicto venezolano, Pérez Pirela señaló que EEUU viene de perder estrepitosamente la guerra contra Siria. “Ellos pagaron un ejército mercenario para invadir ese país, pero el gobierno de Bashar al Assad fue repeliendo el ataque con el apoyo de los nacionalistas sirios… y de los bombarderos rusos. Por eso es importante la reunión de Assad con Jorge Arreaza. El presidente sirio advirtió que la situación de Venezuela es parecida a la que vivió Siria. No hay que dormirse en los laureles porque sigue en pie la locura de una invasión paramilitar. Ese es el sentido de la tal Operación Libertad”.

 

Pronosticó que en los próximos días vendrá otro ataque internacional: más sanciones, otro intento de condenar a Venezuela en el Consejo de Seguridad, alguna decisión del Grupo de Lima o de la Unión Europea. “Son ciclos de una semana o semana y media mezclando los ataques internos y externos. Ahora dicen (en EEUU) que van a aprobar 400 millones de dólares para ayuda humanitaria. Podríamos hacer un negocio: les cambiamos esos 400 millones por los 50 mil millones que se robaron en dos semanas con Citgo, el oro y los depósitos bancarios”.

 

La conjunción de acciones externas e internas demuestra que existe un plan que se está desarrollando milimétricamente  en contra de Venezuela.

 

Alertó sobre el frente que puede presentarse por la vecina isla de Curazao. “Dije la semana pasada que tuviéramos cuidado con Curazao. Ahora, su primer ministro ha pedido a Venezuela que ‘lo antes posible deje entrar la ayuda humanitaria’. Eso es porque desde allí se está preparando un posible desembarco que traería de todo, menos ayuda humanitaria”.

 

Horrorizados con la palabra paredón


La otra hipocresía mencionada por Pérez Pirela surgió en el debate a propósito del allanamiento de la inmunidad parlamentaria de Guaidó en la ANC. Durante la intervención de María León, se gritó “¡paredón, paredón!”, lo que generó una ola de indignación de parte de  los grupos opositores, “los mismos que todos los días nos dicen que nos van a sacar los intestinos, que nos van a quemar vivos, y lo han hecho, que nos van a colgar de árboles, y lo han hecho, que van a pasearnos desnudos a golpes por la calle, y lo han hecho… Los chavistas se han calado toda clase de maltratos físicos y psicológicos, asesinatos de líderes campesinos por sicarios contratados por ganaderos. Parte de la unión que existe en el chavismo deriva de las amenazas de los terroristas de las redes sociales”.

 

Otra incidencia de la semana que tocó Pérez Pirela fue lo ocurrido en la frontera con Colombia. “Nos dicen que la crisis humanitaria hace que los venezolanos salgamos corriendo despavoridos, dándonos codazos para pasar a Colombia. Pero tenemos videos de venezolanos y colombianos desesperados por pasar el puente, pero desde Colombia hacia Venezuela.  Tenemos las pruebas en la mano. El río que separa a los dos países creció por lo que no se podía pasar por las trochas. Los venezolanos y colombianos estaban desesperados por pasar hacia Venezuela. El tiempo les está jugando en contra también en este tema. Se les han caído todas las mentiras”.

 

En los minutos finales del programa, respondió algunas preguntas e inquietudes. Una de ellas fue sobre los asesinatos que se atribuyen a la acción de los colectivos. “Es falso que los colectivos se dediquen a matar gente. Vayan a ver colectivos de diversas actividades artísticas y productivas. En cambio, en las guarimbas  sí vimos gente degollada, quemada viva. Esa es otra de las grandes pruebas de mala fe de la oposición: generan violencia, convierten a los guarimberos en héroes y luego se horrorizan por los colectivos”.

 

Una persona le recomendó ser más imparcial en sus juicios. Al contestar, se preguntó si acaso se puede ser imparcial en estos momentos. “¿Qué es ser imparcial… será decir que Juan Guaidó es presidente y que está bien que pida la intervención extranjera?”.

 

Otro usuario dijo no perder la esperanza de ver a Pérez Pirela en la Alcaldía de Maracaibo. “Eso quedó en el pasado –puntualizó-. Hicimos el esfuerzo pero el PSUV nos traicionó. Eso es público y notorio”.

 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook