Este miércoles, un equipo internacional de científicos ha presentado la primera foto de un agujero negro, una hazaña que puede considerarse un logro histórico de la astrofísica. Este hito ha puesto a prueba uno de los pilares de la física moderna: la teoría de la relatividad general de Albert Einstein, presentada en 1915.

Se trata de la imagen de un agujero negro situado en el centro de la galaxia Messier 87 (M87), a unos 55 millones de años luz de la Tierra, y es 6.500 millones de veces más masivo que nuestro Sol. La enorme galaxia elíptica M87 es mucho más masiva que la Vía Láctea y se ubica en el cúmulo de galaxias de Virgo.

 

«Ver lo invisible»

 

«Hemos visto lo que pensábamos que no era visible. Hemos visto y tomado una foto de un agujero negro», anunció el líder del proyecto Telescopio del Horizonte de Sucesos (EHT, por sus siglas en inglés), Sheperd Doeleman.

 

«La imagen muestra un anillo brillante formándose mientras la luz se curva en la gravedad intensa alrededor de un agujero negro que es 6.500 millones de veces más masivo que el Sol», escribió la página de Twitter del proyecto EHT en la publicación de la histórica imagen. La región oscura central, a su vez, es la sombra del agujero negro.