Washington decidió inesperadamente suministrar a Grecia 70 helicópteros polivalentes OH-58 Kiowa y un helicóptero pesado CH-47 Chinook. ¿Qué motivó esta decisión?

 

Es un lote sin precedentes que ningún otro país ha recibido previamente, opina el experto en materia militar Miroslav Lazanski.

 

«El deseo de Turquía de adquirir los sistemas S-400 y el rechazo de Ankara a cumplir la demanda de EE.UU.: cancelar la compra de armas rusas, podrían ser las posibles causas que están detrás de esta inesperada benevolencia de Washington hacia Atenas», escribe Lazanski en su artículo para la versión serbia de Sputnik.

 

El autor del artículo recuerda que siempre cuando las relaciones entre Washington y Ankara, o Washington y Atenas empeoran, EE.UU. arregla el problema suministrando armas a uno de los dos países.

 

«Una de las herramientas de la política exterior de EE.UU. vender o regalar armas a otros países. Un poco a los griegos, un poco a los turcos, todo depende de quién obedezca mejor al ‘gran jefe’ de Washington», ironiza.

 

Una situación parecida puede observarse en las relaciones de Washington con Croacia y Serbia. A los estadounidenses no les gusta el hecho de que Rusia suministre armas a Serbia. Sin embargo, Washington no puede acusar abiertamente de eso a Moscú ni a Belgrado y por eso se comporta de la misma manera como en el caso de Grecia y Turquía.

 

(Sputnik News)

 

Comentarios Facebook