cuadro-crowuuu.jpg

Con la llega de Donald Trump al Gobierno de los EE.UU, su discurso xenófobo y anti-inmigrantes ha calado entre muchos de sus ciudadanos, quienes se han sentido respaldados de realizar ataques o agresiones contra los extranjeros residenciados en este país.

 

Tal fue el caso del restaurante la “Arepa” del venezolano Félix Valderrama en Seattle, el cual, ha recibido tres ataques en lo que va de año. En el primero de ellos una mujer arrancó la bandera venezolana que exhibía afuera y les pidió que se largaran de Estados Unidos.

 

Una semana después arrancaron la bandera con todo y asta. Y el tercero de los casos, una mujer arremetió con gritos contra los propietarios advirtiéndoles que se prepararan para ser expulsados.

 

“Nos dijo que nos largáramos de aquí, que no hacíamos falta en este país”, indicó Valderrama, quien lleva más de 15 años residenciado en EE.UU.

 

En tal sentido, recriminó que el Presidente hablara “de odio tan libremente, que la gente cree ahora que tiene licencia para decir cualquier cosa”.

 

Por otra parte, explicó que su plan ahora es exhibir la bandera de Venezuela acompañada de la de Estados Unidos. “Compré 12 banderas, vamos a ver quién se cansa primero: ellos de quitarla o nosotros de ponerla de vuelta”, agregó.

 

(Laguana.TV)

 

Comentarios Facebook