cuadro-drog.jpg

Un segundo de distracción y serás el mejor blanco de robos y violaciones.

 
El formato en el que vienen estas drogas hace que sea muy fácil engañar a las personas, y dejarlas en un estado vulnerable para poder hacer lo que quieran con ellas. Tan sólo una cápsula disuelta en la bebida y 15 minutos después tenemos alguien totalmente frágil y dispuesto. 

 

El GBH era un droga muy utilizada en los años 70, y funcionaba bastante bien como anestésico. Sin embargo, fue prohibida en el mercado debido a los problemas secundarios que generaba.

 

El GBH logra efectos eufóricos y sedativos en quienes lo consumen. Una sustancia muy peligrosa que se presenta en forma líquida o incolora y es frecuentemente usada para cometer asaltos o violaciones. Su sabor es salado y es distribuido en el mercado en forma de pequeñas ampollas o viales para mezclar con líquidos.

 

Cuando es fusionado con alcohol puede producir incluso la pérdida del conocimiento, haciendo que quien la ingiera haya hecho cosas que jamás podrá recordar. Los efectos de esta droga duran entre una y tres horas, tiempo suficiente para cometer cualquier abuso en las víctimas. 

 

Pérdida del conocimiento, convulsiones que aumentan su gravedad cuando se consumen con anfetaminas, estado de coma, náuseas (si se combina con alcohol) y dificultad para respirar son algunas de las consecuencias de la ingesta del GBH.

 

Es por eso que cada vez que vayas a un bar o discoteca, recuerda estar atenta a cada sustancia que sirven en tu vaso, no aceptes bebidas de extraños y no bebas exceso para dejarte ver más vulnerable. Estos casos son más comunes de lo que piensas y un pequeño descuido podría terminar en un trauma de por vida.

 

(Upsocl)

sustento.jpg

Comentarios Facebook