Muy poco público acompañó al llamado Frente amplio de Mérida –organización regional que aglutina a todos los partidos y movimientos de la derecha local- en el “Acto de Reafirmación Libertaria», en la Plaza Bolívar de la capital andina.

 

Ante la escasa participación -ni siquiera lograron llenar el lugar- el gobernador del estado, Ramón Guevara, y el diputado del Consejo Legislativo Regional, Luis Loaiza, pretendieron cambiar el foco de la actividad y decidieron que el motivo era la “rehabilitación” de la Plaza Bolívar.

 

Dicha “rehabilitación” consistió en bordear con cadenas el pedestal donde se encuentra el monumento ecuestre del Libertador Símón Bolívar, para evitar que los visitantes se sienten allí. Algunos de los presentes consideraron que tal incorporación resta belleza al lugar, ícono turístico del estado.

 

Nuevamente, la oposición regional deja en evidencia cómo ha perdido respaldo de sus seguidores, a pesar de ser uno de los pocos estados gobernados por fuerzas distintas al chavismo.

 

No es un dato menor que esta falta de apoyo popular en los eventos de calle se manifiesta en todo el país, sobre todo desde la autoproclamación del diputado Juan Guaidó como “presidente encargado”.

 

(LaIguana.TV)

 
Comentarios Facebook