esposas2210142.jpg

El Ministerio Público logró privativa de libertad para el jefe de investigación de la Policía Municipal de Plaza, Luis Alberto Gómez Camacho (35), y el oficial de ese mismo componente de seguridad, Alejandro José Velasco Mayorca (31), quienes presuntamente después de detener a dos mujeres y un hombres en Guarenas, estado Miranda, les exigieron 100 mil bolívares a cambio de dejarlos en libertad, hecho ocurrido el 16 de octubre de este año.

La fiscal 25° de esa jurisdicción, Derly Pimentel, imputó a ambos funcionarios policiales por la presunta comisión de los delitos de concusión, privación ilegítima de libertad y asociación para delinquir.

Los dos policías fueron presentados ante el Tribunal 3° de Control de Miranda, instancia que a solicitud del Ministerio Público acordó la privativa de libertad y fijó como sitio de reclusión la Región II de la Policía de Miranda, ubicada en Charallave.

El día del hecho, Gómez Camacho y Velasco Mayorca llegaron al sector 16 de Octubre, en Guarenas, en compañía de otros seis funcionarios que aún no han sido identificados. Una vez en el sitio, detuvieron a las dos mujeres y al hombre, quienes se dedican al comercio, bajo el argumento que estaban siendo investigados por tráfico de drogas.

Los detenidos fueron trasladados hasta la sede de la Policía Municipal de Plaza, mientras los policías se comunicaron con los familiares de las tres víctimas para solicitarle la cancelación de la suma exigida, razón por la cual fue colocada la denuncia ante el Ministerio Público, cuya fiscal solicitó al Tribunal 3° de ese estado una entrega vigilada de dinero.

Los dos funcionarios fueron aprehendidos de manera flagrante el 17 de octubre, en las adyacencias del Centro Comercial Miranda, en Guarenas, cuando estaban recibiendo parte de lo exigido a los familiares de las víctimas.

(Nota de Prensa)

Comentarios Facebook