La gobernadora del estado Táchira, Laidy Gómez, se pronunció este lunes en relación a solicitud de órdenes de aprehensión contra funcionarios de su gestión, emitidas por el Ministerio Público. La autoridad de esa entidad fronteriza aseguró que no ha cometido ningún delito y reiteró que no abandonará el ejercicio de su cargo. 

 

“La controversia política es válida en el escenario político, en igualdad de condiciones. Pero que se dé la controversia política sobre los hechos falsos, injuriosos, mentirosos, definitivamente esa es la parte que no vamos a acompañar, ni hemos acompañado y evidentemente tenemos que refutar”, destacó la gobernadora de la entidad fronteriza, durante una rueda de prensa.

 

Además, Gómez aseguró que no ha cometido delitos y que se mantendrá al frente de la gobernación del Táchira. “Yo no puedo salir a esconderme, ni voy a quedar fugitiva, ni voy a abandonar el ejercicio del poder porque yo no he cometido ningún delito”, indico.

 

“Yo soy una mujer honesta, por eso estoy dando la cara”, añadió.

 

Órdenes de captura, traslado de Guaidó y Los Rastrojos

 

El Ministerio Público solicitó este 23 de septiembre órdenes de captura contra varios funcionarios de la gobernación del Táchira, por traición  a la patria, debido a que se habrían reunido con el grupo narcoparamilitar Los Rastrojos, para garantizar el traslado del diputado Juan Guaidó hasta territorio colombiano, cuando tenía una medida de prohibición de salida de Venezuela.

 

En este sentido, esta medida se emprende contra la asistente de la gobernadora de la entidad, Loryis Silva; la prefecta de Boca de Grita, Luz Marina Pernía; prefecto de La Fría, Camilo Roso Suárez; y el chofer Jonathan Zambrano García, alias “Patrón Pobre”.

 

Estas acciones se producen después que el Gobierno Nacional informara sobre la captura de Iván Posso Pedrozo, alias “Nandito”, integrante de Los Rastrojos, quien reveló en un video —presentado por el vicepresidente sectorial de Comunicación, Turismo y Cultura, Jorge Rodríguez— datos sobre el operativo de traslado de Guaidó hasta Colombia, en el que presuntamente participaron funcionarios de la gobernación del Táchira.

 

De acuerdo al testimonio de Posso Pedrozo, la gobernadora de la entidad fronteriza, Laidy Gómez, envió a dos autoridades locales junto a su mano derecha, Silva Ramírez, a una reunión con miembros de Los Rastrojos.

 

 (LaIguana.TV)

Comentarios Facebook