#LoÚltimo
50 personas han muerto por violencia opositora y no participaban en protestas (+detalles)
Mayo 30, 2017
La Iguana Google Plus

cuadro2.jpg

La oposición mete en un solo saco a todas las víctimas de la escalada de violencia de los meses de abril y mayo, las cataloga como manifestantes antigubernamentales y les atribuye su fallecimiento a excesos represivos de los cuerpos de seguridad del Estado. Pero cuando se desglosan los hechos, se llega a la conclusión de que hasta dos tercios de quienes han perdido la vida no eran manifestantes.

 

Una investigación periodística realizada por el Ministerio del Poder Popular para la Comunicación y la Información indica que de 75 casos estudiados en los que hubo desenlaces fatales, 25 corresponden a personas que estaban comprobadamente en las protestas opositoras, mientras 50 pueden considerarse no manifestantes.

 

Este último grupo fue desagregado de la siguiente manera:

 

· 7 personas fueron asesinadas o sufrieron accidentes mientras trataban de eludir una barricada.

 

· 3 militantes chavistas fueron asesinados mientras defendían el proceso revolucionario en actividades de calle.

 

· 4 militantes chavistas fueron asesinados por sicarios debido a su postura política. (Este renglón podría subir a 9, pues en el estudio no fueron incluidos otros 5 jóvenes muertos de la misma manera).

 

· 4 efectivos de los cuerpos de seguridad del Estado murieron mientras participaban en labores de contención de manifestaciones violentas.

 

· 1 oficial retirado de la Guardia Nacional fue linchado en el estado Lara, luego de que se le acusara de estar infiltrado en una actividad antigubernamental.

 

· 8 personas resultaron electrocutadas en los sucesos violentos de la parroquia El Valle. Se presume que participaban en el saqueo de una panadería.

 

· 1 persona murió tras ser impactada en la cabeza por un objeto contundente en San Bernardino, mientras por el lugar transitaba una manifestación pro-gubernamental.

 

· 11 casos que, según las investigaciones y testimonios, ocurrieron fuera del contexto de las manifestaciones. Destaca el caso de una señora de 87 años que, según la oposición, murió por exposición a bombas lacrimógenas, pero que, de acuerdo a sus familiares, sufrió un ACV y no pudo ser trasladada a un centro asistencial porque las calles estaban obstruidas por guarimbas.

 

· 11 casos en los que los familiares aseguraron que las víctimas no estaban participando en las protestas.

 

De las 25 personas que sí califican como manifestantes, cinco resultaron muertas como consecuencia del impacto de metras o de esferas metálicas. Sobre la autoría de los ataques con este tipo de proyectiles hay acusaciones mutuas entre los cuerpos de seguridad y los manifestantes, pues algunos de estos últimos han sido captados en video accionando armas de fabricación casera como chopos y morteros.

 

(LaIguana.TV)