La investigadora de Amnistía Internacional, Pilar San Martín, afirmó que los indicios de graves violaciones a los Derechos Humanos (DDHH) y torturas en Chile, por parte de los organismos de seguridad contra el pueblo, son evidentes.

 

«Vemos indicios de graves violaciones a los DDHH, es decir, de uso excesivo de la fuerza, posibles actos de tortura y detenciones arbitrarias. Lo vemos a un nivel masivo y durante un tiempo sostenido y con consecuencias graves para la población», expresó en una entrevista concedida a un medio local.

 

San Martín aseguró que ha sido una sorpresa para la organización ver este tipo de casos en Chile y aseveró que el Gobierno de la nación suramericana, liderado por el presidente Sebastián Piñera, ha hecho caso omiso a la necesidad de frenar estos actos violentos contra la población.

 

«Es una barbaridad, eso no puede pasar. Es una situación que se esta manteniendo, donde además el Gobierno, el presidente debería pone todas las medidas para evitar que esto siga pasando día con día. El hecho de que él no este poniendo las medidas necesarias nos está mandando un mensaje pésimo, porque es su obligación parar esta represión», subrayó.

 

Enfatizó que entre las cifras de los afectados se encuentran 126 personas con lesiones oculares, lo que evidencia que «aparte de que se está haciendo un uso letal de la fuerza, porque se ha disparado con armas de fuego y con balas, las armas se están utilizando mal,  se están utilizando para atacar y dañar a la gente».

 

«El Gobierno tiene que poner un alto ya a la represión. Que ponga todos los medios a su alcance para poner fin a este tipo de actos, de lo contrario pesa sobre sus hombros la responsabilidad  de estos hechos», añadió.

 

(LaIguana.TV)

 

Comentarios Facebook