El diputado opositor José Brito reveló este lunes varios hechos irregulares en los que estarían involucrados algunos legisladores de la bancada de la derecha con el prófugo de la justicia Rafael Ramírez, durante su comparecencia ante la comisión especial designada por el Parlamento para la investigación de casos de corrupción.

 

Según Brito, varios parlamentarios del bloque opositor estarían «desesperados porque desmontamos una tramoya orquestada por Rafael Ramírez (exministro de Petróleo y expresidente de Petróleos de Venezuela, Pdvsa), junto a su delfín Freddy Superlano y otros delfines«.

 

En sus declaraciones, momentos antes de la instalación de la sesión de este martes, tildó de «estafadores» a algunos diputados de la oposición y apuntó que en el seno de la AN ha surgido «una nueva fuerza para hablarle claro al país».

 

Insistió que la investigación sobre hechos de corrupción en el Legislativo debe realizarla la Comisión de Contraloría y no la comisión especial nombrada por la directiva del parlamento.

 

En recientes declaraciones a la prensa, el diputado opositor José Brito aseguró que 70 legisladores exigieron al presidente de la AN, Juan Guaidó, una explicación sobre el destino de 400 millones de dólares enviados por Estados Unidos para la supuesta ayuda humanitaria.

 

Tales recursos provendrían de los activos ilegalmente expropiados a empresas como Monómeros Colombo-Venezolanos, filial en Colombia de la estatal Petroquímica de Venezuela (Pequiven), y Citgo Petroleum, propiedad de Petróleos de Venezuela en Estados Unidos, con la complicidad de las autoridades de ambas naciones.

 

Los fondos son administrados por la directiva del Legislativo bajo su exclusiva discreción y la directiva de las mencionadas entidades se encuentra bajo la dirección de gente cercana al partido de extrema derecha Voluntad Popular —al cual pertenece Guaidó—, reseñó el portal de investigación Misión Verdad.

 

(AVN)

Comentarios Facebook