El gobierno del presidente de Rusia, Vladimir Putin, le vendió a su par venezolano, 13 mil 500 toneladas de cerdo ruso, y este miércoles 18 de diciembre se conoció que gran parte de los venezolanos ya recibieron el pernil navideño, mediante el programa de alimentación CLAP.

 

El presidente Nicolás Maduro designó para la compra del cerdo congelado y empaquetado, cancelados meses atrás, un costo de 11 millones de euros, alrededor de 12,2 millones de dólares, según reseñó prensa internacional.

 

El puerco es vendido a las familias venezolanos por un monto muy bajito, ya que es subsidiado en gran parte por el Ejecutivo, para garantizar así la tradicional cena navideña. Costumbre que estaba siendo golpeada por las grandes cadenas cárnicas del país, que apuestan por la inflación.

 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook