En una entrevista concedida al periódico local MK, el comandante de la aviación de largo alcance de las Fuerzas Aeroespaciales rusas, el teniente general Serguéi Kobylash, ha indicado este lunes que, además de modernizar los bombarderos Tu-160, Tu-95MS y Tu-22MZ existentes, el Ejército ruso planea desarrollar nuevos complejos de aviación de largo alcance.

 

El país también pondrá en servicio un bombardero subsónico de quinta generación en un futuro cercano, ha asegurado el militar ruso.

 

El aludido bombardero será capaz de “realizar todas las tareas que enfrenta la aviación de largo alcance”, ha destacado Kobylash, quien ha dicho que se trata de un proyecto de la empresa aeronáutica Túpolev, denominado PAK-DA, y ha estado en desarrollo desde 2009.

 

La aeronave utilizará tecnología sigilosa y estará armado con misiles hipersónicos aire-tierra. Se prevé que el avión tenga un alcance de 12 500 kilómetros y sea capaz de transportar una carga útil de hasta 30 toneladas. El bombardero podrá realizar su primer vuelo en 2025 y entrar en servicio a finales de la década de 2020.

 

Sin embargo, según Kobylash, el Ejército ruso no planea limitarse a eso y está intentando desarrollar un bombardero no tripulado de sexta generación para 2040. El general ruso no dio más detalles al respecto.

 

En los últimos años, el Ejército ruso ha estado trabajando para reemplazar la flotilla actual de Tu-160, Tu-95MS y Tu-22M3, un legado de la era soviética, con modelos de aviones de combate modernizados para que Rusia pueda frustrar a cualquier ataque enemigo en medio de la acumulación militar en curso de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) liderada por Estados Unidos en sus fronteras.

 

(HispanTV)

Comentarios Facebook