El vicepresidente legítimo de Bolivia, Álvaro García Linera, afirmó este domingo que en enero de 2020 se conocerá el candidato del Movimiento Al Socialismo (MAS) para las próximas elecciones presidenciales, tras el golpe de Estado de noviembre último.

 

En entrevista para el diario Página 12, de Argentina, García Linera destacó la reunión que sostienen este fin de semana con dirigentes del partido MAS con el objetivo de definir el curso de los comicios, para los cuales hay cuatro precandidatos: los excancilleres David Choquehuanca y Diego Pary, el exministro de Economía, Luis Arce, y el líder cocalero Andrónico Rodríguez.

 

“La oposición se presenta ahora dividida y abre las posibilidades a que un candidato nuestro pueda ganar. No con la contundencia de Evo, pero puede ganar. Entonces tiene que ser un candidato que reafirme el núcleo duro: indígena, campesino”, señaló el vicepresidente boliviano.

 

Por otra parte, destacó que no le asombra que Estados Unidos (EE.UU.) realice presiones para que ni él ni Evo Morales realicen actividades políticas en Argentina, donde han pedido su estatus de refugiados políticos.

 

“No nos involucramos en las actividades políticas del país que nos ha acogido. Eso lo hemos respetado siempre. No se nos prohíbe hablar, comentar sobre nuestro país, reunirnos. No vamos a generar ningún tipo de problema o infracción a las normas argentinas. Somos respetuosos del asilo de Argentina”, subrayó.

 

En ese sentido, García Linera señaló que a los golpistas les preocupa la influencia de Evo, que esté vivo y libre, y que un proyecto social como el socialismo democrático de Bolivia haya sido exitoso.

 

“Tuvimos la tasa de crecimiento más importantes del continente latinoamericano, 30 por ciento de la población salió de la pobreza. Eso para EE.UU. son credenciales subversivas. Evo es el ejemplo viviente de que se puede ser progresista, de izquierda, y hacer un buen trabajo económico”, recalcó.

 

(teleSUR)

Comentarios Facebook