No hay quien frene la especulación y la usura en el cobro del pasaje del transporte público en los municipios Maracaibo y San Francisco. Esto se ha convertido en un verdadero dolor de cabeza para muchos usuarios quienes denuncian que los choferes cobran entre Bs. 8.000 y Bs 15.000 en las rutas urbanas.

 

En horas de la noche la tarifa “impuesta” puede superar los 20.000 bolívares expresaron los ciudadanos, quienes exigen a la municipalidad un “control” que ponga freno a la anarquía.

 

El problema se agrava aún más ante la escasez de efectivo que se vive en la ciudad. “Voy para un banco y lo que me dan son 20.000 bolívares en efectivo. Y cuando voy a tomar cualquier bus o carrito me quieren cobrar 10.000 bolívares de pasaje. Gano sueldo mínimo y todo el dinero se me va en transporte público para llegar al trabajo”, aseguró Gabriel Martínez, residente en la zona norte.

 

“Debo esperar casi hora y media para agarrar cualquier cosa que ruede y así llegar hasta el centro (de Maracaibo). La ruta de Bella Vista cobra 8.000 bolívares, y fines de semana 12 mil. Los bancos solo dan entre Bs. 50.000 y 20.000, eso alcanza para un día de pasaje, debo ir todos los días al banco”, relató también Máximo Rujano, vigilante.

 

Hugo Medina, un marabino que reside en Delicias aseguró que prefiere caminar desde su trabajo hasta su casa para ahorrar el papel moneda que recibe en los bancos. “No estoy dispuesto a pagar 10.000 o 20.000 bolívares por un pasaje. Eso es un abuso. ¿Dónde está el Imtcuma, dónde está la Alcaldía de Maracaibo para meter preso a esos choferes legales y piratas?, aquí lo que hay es una falta de gobierno para imponer autoridad”, dijo molesto.

 

La docente Raquel Inciarte, residente de Cañada Honda, contó que para llegar a la escuela donde imparte clases debe tomar cuatro autobuses, para cumplir su trayecto de ida y vuelta. “Todos los días debo gasta casi 35.000 bolívares que me hacen unos 140.000 bolívares y yo gano Bs. 150.000 mensual. El pasaje legal son 3.500 bolívares, pero aquí todo el mundo cobra lo que mejor le parezca”.

 

Los usuarios también denunciaron que al caer la tarde se impone una nueva tarifa en las rutas de La Limpia.

 

“A 10 (10 mil bolívares) hasta La Curva, a 10”, gritan los colectores de los autobuses, luego de las 6:00 de la tarde, señaló Mónica Ferrer, maestra, quien agregó que los fines de semana el pasaje asciende hasta 15.000 bolívares.

 

Para los residentes del municipio San Francisco el “dolor de cabeza” y la queja más recurrente es la fragmentación de las rutas que salen desde Maracaibo.

 

Rutas fragmentadas

 

“Si estás en el Kilómetro 4 y deseas ir hasta Galerías, debes tener entre 20.000 y 30.000 bolívares en la cartera. Ya estoy que renuncio al trabajo porque los números no me dan para costear los pasajes. Nadie, ningún chofer quiere cumplir la ruta completa entre los dos municipios, la cortan en varios trayectos para cobrar más”, explicó Girson Andrade, vendedor. 

 

 Los montos desafían el pasaje estipulado por parte del  Instituto Municipal de Transporte Colectivo y Urbano de Pasajeros del Municipio Maracaibo (Imtcuma), quien en una reunión con representantes de diferentes líderes de rutas de transporte, acordaron una tarifa de 300 a 500 bolívares de manera oficial, vigentes desde el pasado 06 de mayo de este año.

 

Son 5.000 bolívares

 

Al ser consultado por este diario, Erasmo Alian, presidente de la Central Única del Transporte Terrestre del estado Zulia (Cuttz), aclaró que entre el gremio y la municipalidad existe un acuerdo con el nuevo precio del pasaje en el mes de diciembre.

 

“No hay aumento del pasaje, lo que se cobra adicional es el bono tradicional navideño, como es normal desde hace 30 años. La tarifa aceptada en acuerdo con el Imtcuma son 3.000 bolívares, más Bs. 2.000 de bono, que se extenderá hasta el 1 de enero de 2020. El pasaje que debe pagar el usuario marabino son 5.000 bolívares”, aclaró Alián.

 

Enfatizó que “no se puede cobrar más porque no le podemos quitar al usuario lo que no tiene”. Aceptó la existencia de “conductores desadaptados que cobran por encima de la tarifa”, y exhortó a la Alcaldía, a través de los fiscales del Imtcuma a “salir todos los días para regular la situación”.

 

Por último sostuvo que “no hay un tabulador oficial”, y que los gremios del transporte en la ciudad, en conjunto con el ejecutivo municipal,  deben reunirse para la creación de uno acorde a la inflación, la realidad y al alto costo de la vida.

 

(Panorama)

Comentarios Facebook