Rusia advirtió que el bombardeo de Estados Unidos cerca del Aeropuerto Internacional de Bagdad, en Irak, «agravará las tensiones en la región», en un hecho en el cual fallecieron el comandante iraní de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica (IRGC, siglas en inglés), Qasem Soleimani, y el subjefe de las fuerzas paramilitares iraquíes Hashd Shaabi, Abu Mahdi al-Muhandis.

 

A través de un comunicado, el Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia señaló que «Soleimani se dedicó fielmente a defender los intereses de Irán».

 

Mientras que el jefe del comité de Asuntos Internacionales del Senado ruso, Konstantín Kosachov, manifestó que el bombardeo parece obedecer a una venganza, ante el asedio de la embajada de EE.UU. en Bagdad hace unos días, por lo que podrían intensificarse las tensiones entre ambas naciones.

 

«Me gustaría equivocarme, ya que las guerras son fáciles de empezar, pero difíciles de acabar», dijo, al ser citado por el portal de El Mundo.

 

El martes pasado, EE.UU. aumentó la presencia militar en su embajada en Bagdad, ante la reacción de miles de iraquíes indignados por el ataque estadounidense del pasado 29 de diciembre contra las posiciones del Movimiento de Resistencia Islámica de Irak (Kataeb Hezbolá), en la provincia occidental de Al-Anbar, que dejó al menos 31 muertos y decenas de heridos.

 

(AVN)
Comentarios Facebook