Este miércoles  5 de marzo la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) detuvo a dos sujetos en la población de Cantaura, estado Anzóategui, por trasladar 10 pichones de guacamayas destinados a la venta, según informaron medios locales.

 

La detención se produjo durante una inspección de rutina realizada por el cuerpo castrense en un autobús que cubría la ruta Maturín-Valencia, en la que descubrieron a las aves escondidas en una caja.

 

Posteriormente, Katiuska Homsi, jefa de la Dirección de Ecosocialismo del estado Anzoátegui informó que aparte de los 10 pichones, la pareja trasladaba 6 guacamayas verdes.

 

La funcionaria también informó que el caso fue puesto a la orden de la Fiscalía 21 con competencia en defensa ambiental del estado Anzoátegui y le recordó a la ciudadanía que en Venezuela, el tráfico de fauna silvestre acarrea penas de entre tres y cinco años de prisión.

 

(LaIguana.TV)

 

Comentarios Facebook