Un venezolano identificado como Gustavo Rojas Chávez, de 24 años, que había emigrado a Costa Rica, murió arrollado por un camión este lunes 2 de marzo, horas después de que la persona que lo había contactado “y endulzado” para que se fuera para allá presuntamente tuviera intenciones de secuestrarlo, matarlo y sacarle los órganos”.

 

“Cuando llegué aquí me montó en un carro convertible, lo que querían era secuestrarme, yo digo que para matarme y sacarme los órganos. Yo logré bajarme y me metí en un matorral”, le comentó Rojas Chávez a su primo Franklin Zurita en un mensaje de voz enviado el 1° de marzo, un día antes de que muriera, según informó el medio costarricense Extra. 

 

Rato después el venezolano regresó al aeropuerto Juan Santamaría y allí volvió a ver al hombre que lo estaba buscando «Ahorita subió el tipo que iba manejando el carro, venía hacia donde yo estaba y me le encaleté”, le comunicó a su primo.

 

Ante esa situación, Rojas Chávez decidió denunciar el hecho ante la policía del aeropuerto y le dijeron “que si los volvía a ver, les avisara de inmediato”. Desde entonces no se supo más de él y luego le informaron a la familia que había muerto arrollado.

 

 

(LaIguana.TV)

Gustavo Ramón Rojas Chávez, venezolano en Costa Rica

Comentarios Facebook