Los habitantes de las zonas cercanas al mar de Galilea, en Israel, presenciaron el repentino desbordamiento del lago, un fenómeno que no ocurría desde hace 300 años.

 

A través de redes sociales, usuarios compartieron un video en el que se ve cómo el agua del lago salta bruscamente, aunque sin representar un peligro para quienes se encuentran cerca del borde.

 

Lo llamativo del fenómeno es que se trata de un cuerpo de agua que no tiene oleaje, pues aunque su nombre es mar de Galilea, en realidad se trata de un gran lago de agua dulce que se encuentra a 209 metros debajo del nivel del mar.

 

El mar de Galilea tiene una gran importancia para el pueblo de Israel, pues es el lugar donde, de acuerdo con la tradición judeocrisitiana plasmada en la Biblia, trabajaban varios de los discípulos de Jesús, ya que eran pescadores, también es el lugar donde toma lugar el relato de cuando Cristo calmó la tempestad y cuando caminó sobre el agua.

 

(La Razón)

]]>

Comentarios Facebook