La imagen pública del presidente estadounidense Donald Trump está sufriendo un fuerte revés en el continente africano, donde no solo se convirtió en un chiste, sino que además lo están empezando a ignorar porque ya no lo toman en serio.

 

Sus polémicas declaraciones acerca de las inyecciones de desinfectante y la exposición a la luz solar como tratamiento para el Covid-19, además de su respuesta tardía y errática que convirtió su país en el epicentro indiscutible de la pandemia, han hecho de él blanco de burlas en video juegos, tiras cómicas y memes en el continente africano, según reseña la revista The Atlantic.

 

Por su parte, la revista gringa Interview reseña que Trump le ofreció ayuda el pasado 29 de abril a su homólogo nigeriano, Muhammadu Buhari, con el envío de algunos respiradores. Al día siguiente, una ilustración en la prensa nigeriana preguntaba si Trump también iba a enviar «vacunas Espadol Dettol», en referencia a los desinfectantes.

 

Sudáfrica tampoco solicita ayuda de EEUU, al cómo hizo en la década de los años noventa con relación al sida durante la presidencia de George Bush.

 

Ghana, Senegal, Madagascar, Tanzania, Guinea-Bissau e incluso Liberia han pedido suministros a otros países como Francia. En este sentido las miradas de África se dirigen a China.

 

Trump y el coronavirus

 

Cuando comenzó el brote en enero, Trump minimizó los hechos, comparó la enfermedad con una simple gripe y dijo que todo se solucionaría “mágicamente” y de manera inmediata.

 

Luego, el 13 de marzo declaró emergencia nacional y aprovechó la ocasión para quedar como un «héroe» al luchar contra este flagelo que ha causado estragos en más de 200 países. Su índice de popularidad subió, pero cayó estrepitosamente por el colapso económico y la falta de incentivos a su población para guardar cuarentena.

 

El colapso económico es producto de las medidas neoliberales que ven la salud como un gran negocio.

 

Por si fuera poco, se convirtió en el hazmerreír al declarar el pasado jueves 24 de abril que se puede tratar el coronavirus con “una inyección” de desinfectante o aplicando “luz solar” en el cuerpo humano. Esto lo dijo en una rueda de prensa delante de la  encargada de la coordinación de la respuesta a la crisis del coronavirus en Estados Unidos, doctora Debbie Birx, no pudo disimular su preocupación y el desconcierto que le causaron dichas recomendaciones.

 

(LaIguana.TV)

 

 

]]>

Comentarios Facebook