Moscú no descarta que Estados Unidos esté preparando el terreno para retirar su firma del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (TPCEN), declaró la portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, María Zajárova.

 

La semana pasada, el periódico The Washington Post publicó, citando a fuentes, que la Administración de EEUU analizaba la posibilidad de realizar el primer ensayo nuclear desde 1992.

 

«La estrategia es clara, primero se inventan acusaciones contra otros [países] y luego se prepara el terreno para unos pasos bastante evidentes de la Administración», dijo Zajárova, «no descartamos que Washington esté preparando de esta manera la opinión pública para retirar su firma bajo el Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares».

 

Subrayó que el TPCEN es uno de los documentos más importantes para la no proliferación de las armas nucleares.

 

«Quisiera llamar la atención a que la Administración estadounidense usó ese algoritmo en varias ocasiones a través de filtraciones, publicaciones de materiales correspondientes y la preparación de artículos», añadió la portavoz diplomática rusa.

 
Zajárova declaró que «las acciones de Washington se hacen cada vez más peligrosas e impredecibles».

 

Recordó que EEUU abandonó el Tratado sobre Misiles Antibalísticos, el Plan de Acción Integral Conjunto que regula el programa nuclear iraní, destruyó el Tratado INF de misiles de medio y corto alcance y, además, decidió salir del Tratado de Cielos Abiertos.

 

«Todavía hay incertidumbre en las acciones de EEUU respecto a la prórroga del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas», añadió Zajárova al calificar de «subversiva» la actividad de Washington.

 

La portavoz de la Cancillería rusa concluyó que «se trata de una política deliberada de EEUU, que busca torpedear todo el fundamento jurídico internacional sobre el cual se construyeron la estabilidad y seguridad internacionales».

 

(Sputnik)

]]>

Comentarios Facebook