«El sismo nos hizo olvidar el covid-19». Así narra para PANORAMA, desde la colonia La Preciosa, de Ciudad de México, el periodista Otto Rojas los momentos vividos durante el potente movimiento telúrico que remeció a ese país la mañana de este martes 23 de junio.

El seísmo fue de 7,5 grados y el epicentro ubicado en Oaxaca. En menos de dos horas ya se habían reportado más de 140 réplicas.

Hasta este lunes,  México reportó  759 defunciones y 4.577 nuevos casos de covid-19 para acumular 185.122 contagios y 22.584 muertos desde el inicio de la pandemia en febrero pasado, informaron las autoridades de Salud.

En dos años que tengo viviendo en México me tocó vivir hoy (23-J) mi primer sismo y fue una experiencia terrible. Estaba en el baño y vi  cómo la poceta se movía, pero como está floja yo no presté mucha atención. Los perros comenzaron a ladrar y alcancé a escuchar a los vecinos gritar; pensé que algo había pasado en el edificio, pero cuando vi la pared del baño moverse me di cuenta que se trataba de un sismo. Me dicen que sonó la alarma sísmica en la Ciudad de México pero yo no la escuché.

Me vestí como pude, agarré las llaves y bajé con mis compañeros de departamento corriendo, por unos minutos se nos olvidó completamente la alerta sanitaria por el Covid-19, dejé mi mascarilla, el gel antibacterial, todo. Esto nos hizo olvidar del coronavirus por un momento.

Cuando salí del edificio todos los vecinos estaban ya en medio de la calle como dicta el protocolo, fuimos los últimos en bajar, pero al igual que nosotros, nadie tenia tapabocas, por un instante la sana distancia se había olvidado.

Las mujeres bajaron en bata, los hombres en short y franelas y vi  hasta un niño que estaba todo pintado  –con maquillaje– porque justo en el momento de registrarse el sismo  hacía una obra de teatro por zoom para el colegio. 

No hubo muchos abrazos. El temor por ser contagiado de covid-19 hizo que al cabo de unos minutos regresáramos al departamento a terminar de pasar el susto».

 

(Panorama)

Comentarios Facebook