Una mujer de Texas ha acusado a varios policías del departamento de Texas de golpearla cuando estaba embarazada de 38 semanas. Gracias al sistema de vigilancia instalado en la casa de sus padres, que grabaron el abuso policial, la mujer pudo probar su denuncia.

 

(RT)

 

POLICE-TEXAS-C.jpg

 

Comentarios Facebook