El actor de Broadway, Nick Cordero, famoso por su papel en «Waitress» y «Rock of Ages», falleció a la edad de 41 años tras una larga lucha contra el coronavirus. La muerte del intérprete, que había estado hospitalizado durante 3 meses y tuvo que someterse a una amputación de pierna tras contraer el virus, fue anunciada este domingo 5 de julio por su esposa, Amanda Kloots.

«Mi querido esposo falleció esta mañana», escribió Kloots en una publicación de Instagram. «Estaba rodeado de amor por su familia, cantando y rezando mientras dejaba gentilmente esta tierra».

La semana pasada en declaraciones a medios estadounidenses, la mujer había comunicado que Cordero necesitaría un doble trasplante de pulmón. «Un 99 por ciento de posibilidades de que lo necesite para vivir el tipo de vida que sé que mi esposo querría», dijo Kloots. «Eso está muy lejos y muchas cosas tendrían que alinearse para que Nick sea un candidato para eso».

La esposa del actor mantuvo al tanto a los amigos y seguidores de su marido sobre su estado de salud desde que fue internado. Inicialmente Cordero fue diagnosticado con neumonía, pero después de hacerle una prueba de coronavirus, confirmaron la infección.

El actor fue hospitalizado el 30 de marzo, pasó a ser intubado el 1 de abril y estuvo sedado en la UCI durante 18 días. Además de padecer neumonía, también sufrió un shock séptico, una infección pulmonar, tuvo dos «mini accidentes cerebrovasculares», se le colocó un marcapasos temporal en el corazón y tuvo complicaciones de coagulación de la sangre, que lo llevaron a la amputación de la pierna derecha. Durante la enfermedad perdió más de 27 kilos.

Su mujer reveló el mes pasado que los médicos le habían aconsejado en múltiples ocasiones que se despidiera de su marido. «Me han dicho un par de veces que no lo logrará. Me han dicho que me despida. Me han dicho que sería un milagro. Bueno, tengo fe», escribió Kloots el 4 de junio.

(RT)

La estrella de Broadway, Nick Cordero, fallece a los 41 años tras una larga batalla contra el coronavirus

View this post on Instagram

God has another angel in heaven now. My darling husband passed away this morning. He was surrounded in love by his family, singing and praying as he gently left this earth. ⠀ I am in disbelief and hurting everywhere. My heart is broken as I cannot imagine our lives without him. Nick was such a bright light. He was everyone’s friend, loved to listen, help and especially talk. He was an incredible actor and musician. He loved his family and loved being a father and husband. Elvis and I will miss him in everything we do, everyday. ⠀ To Nicks extraordinary doctor, Dr. David Ng, you were my positive doctor! There are not many doctors like you. Kind, smart, compassionate, assertive and always eager to listen to my crazy ideas or call yet another doctor for me for a second opinion. You’re a diamond in the rough. ⠀ ⠀ I cannot begin to thank everyone enough for the outpour of love , support and help we’ve received these last 95 days. You have no idea how much you lifted my spirits at 3pm everyday as the world sang Nicks song, Live Your Life. We sang it to him today, holding his hands. As I sang the last line to him, “they’ll give you hell but don’t you light them kill your light not without a fight. Live your life,” I smiled because he definitely put up a fight. I will love you forever and always my sweet man. ❤️

A post shared by AK! ⭐️ (@amandakloots) on

 

Comentarios Facebook